Congruencia, activo de oro en empresas verdes

Foto: Reuters

El diferenciador principal no puede sólo derivarse de los atributos del producto, sino de la congruencia entre el modelo de negocios y la eficiencia y disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero. 

 

Existe una tendencia en grandes empresas a redefinir los patrones de producción y crecimiento con una visión sustentable. Esta nueva visión es parte de programas de responsabilidad social y estrategias de marketing verde que buscan posicionar a las empresas como responsables y consideradas con el medio ambiente y la sociedad.

Nuevas empresas que buscan penetrar mercados existentes, al igual que aquellas que buscan definir o identificar nuevos nichos de mercado, tienen ahora que tomar en cuenta este tipo de estrategias como parte fundamental del modelo de negocio.

Al igual que en las grandes empresas, el modelo de negocio de nuevos emprendimientos debe de ser parte de una visión estratégica que tome en cuenta la sustentabilidad y la rentabilidad con el mismo nivel de importancia.

Idealmente, la visión sustentable debe conducir de manera orgánica al desarrollo de la ventaja competitiva sostenible. En general, la ventaja competitiva es lo que de alguna manera garantiza la rentabilidad en el largo plazo para todo tipo de empresa.

Convencionalmente, esta ventaja debe ser un diferenciador derivado de los atributos mismos del producto, ya que de otra forma, según los expertos, no estaríamos hablando de una ventaja competitiva real o sostenible. Sin embargo, en el caso de empresas verdes, el diferenciador principal no puede solamente derivarse de los atributos del producto, sino también de la congruencia entre el modelo de negocios y un modelo operativo enfocado en maximizar la eficiencia y disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Un modelo operativo eficiente debe reflejarse de manera positiva en la rentabilidad de la empresa y por lo tanto en el modelo financiero. Por ejemplo, una estrategia de reducción de emisiones debe tener repercusiones inmediatas en el costo asociado al uso de energía, agua y transporte. Esto, a su vez, debe resultar en una reducción de costos de producción, ofreciendo mayor flexibilidad para la determinación de precios, márgenes y utilidades. En particular, el determinar objetivos para la disminución de emisiones permite llevar a cabo una mejor planeación financiera, que al mismo tiempo permite definir y proyectar niveles de producción, inventario y venta de productos con potencialmente menor costo.

Hoy en día, a pesar de que la tendencia sustentable empresarial ha creado nuevas oportunidades para empresas verdes, es también cierto que la misma dinámica de mercado exige que estas empresas cuenten con un diferenciador claro ante la competencia. Específicamente, la visión de sustentabilidad y las oportunidades que esta presenta sólo podrán ser aprovechadas por empresas que cuenten como ventaja competitiva real, clara y sostenible, que entre otras cosas demuestre congruencia entre la visión sustentable y los modelos de negocio, operativo y financiero de la empresa.

Contacto

Twitter: @LaguirreGM

Facebook: GreenMomentum

Website: www.greenmomentum.com