Crece el empleo formal en México

Foto: Reuters

Barclays considera que la baja en la tasa de desempleo de febrero refleja la recuperación del empleo formal, que ha crecido un 4.3% anual en los dos primeros meses de 2013.

El mercado laboral en México recuperó  de un resultado débil en enero. En términos desestacionalizados, la tasa de desempleo se redujo al 4.8% en febrero desde el 5.2% en enero.

En un reporte, la firma financiera Barclays destaca que este número fue mucho menor que su expectativa (5.2%),  y en términos interanuales, el desempleo se redujo hasta el 4.8% desde el 5.3% en febrero de 2012.

La explicación de este buen desempeño obedece a la creación de empleo formal en febrero, que registró un 0.3% de incremento mensual. En general, incluso teniendo en cuenta la debilidad del informe de enero, el empleo formal total ha crecido un 4.3% anual en los dos primeros meses de 2013.

Por otra parte, la tasa de participación aumentó sólo 34 puntos base a partir de febrero 2012 a febrero 2013, y la creación total de empleo formal ha sido de aproximadamente un 1.3% de la fuerza laboral total (663,500 empleos desde febrero de 2012).

En la evolución más positiva, el subempleo se redujo a 8.1% desde el 8.5% en enero, en términos desestacionalizados. Por último, el empleo informal, como porcentaje de la fuerza laboral, disminuyó hasta alcanzar el 28.9% en febrero de este año.

“Creemos que este es un buen informe, pero existen  riesgos,  ya que esperamos una desaceleración de la actividad económica en la en el primer trimestre de 2013. Aunque podría darse el caso de que esta desaceleración sea percibida por las empresas como temporal y tenga un efecto muy moderado sobre la economía”, señalaron los economistas Marco Oviedo y Bruno Rovai, en su análisis para Barclays.

De acuerdo con los especialistas, el mejor escenario para el empleo es que las empresas estén dispuestas a mantener un número estable de la contratación ante la posibilidad de ver una recuperación fuerte en el segundo semestre de 2013.

“Además, podríamos empezar a ver algunos efectos positivos de la reforma laboral pronto, así que no dejamos de lado el escenario en el que los mercados de trabajo podrían comportarse mejor de lo esperado”, finaliza el comentario de análisis.