Diseñadores mexicanos buscan apoyo del sector empresarial

Ana Fusoni, consultora de modas (Foto: Intermoda)

En México menos del 5% del trabajo de los diseñadores del país tiene que ver con la manera de colocar sus prendas en el punto final de venta.

 

 

El sector comercial de la industria mexicana del  vestido debe incluir prendas de diseñadores mexicanos en su oferta, como una herramienta que les permita diferenciarse tanto en el mercado nacional como en el de exportación.

En un comunicado de Intermoda,  la consultora y experta en moda, Ana Fusoni, afirmó que ante el interés que tienen los compradores mundiales en la industria mexicana del vestido, es importante encontrar los esquemas de diferenciación que le darán mayor presencia a las empresas mexicanas, entre las cuales se encuentran la labor que realizan los diseñadores nacionales.

Durante su participación en la conferencia “Las Nuevas Opciones Comerciales para los Productos Mexicanos de la Moda”, la consultora declaró que en México sí se hace moda pero ha sido muy complicado, a diferencia de otros países, lograr poner los productos de diseño en el denominado retail o punto de venta final.

Además, puntualizó que el proceso total de un diseñador y en el cual también las empresas deben jugar un papel prioritario, es que el 20% del esfuerzo se canalice a la parte de la comercialización dirigido al punto final de venta, si se quiere consolidar a cada diseñador como una verdadera empresa de la moda.

Por último, Fusoni comentó que algunos de los espacios comerciales que pueden ser totalmente aprovechados por los diseñadores mexicanos son: las boutiques que ofrezcan verdaderas experiencia de compra, la venta online cuidada y dirigida, los showrooms y el comercio ocasional como el caso de los bazares o las llamadas pop art stores.