Las generaciones a la hora de comprar casa

Foto: Reuters.

Hoy como nunca, segmentar a las diferentes generaciones para saber qué es lo que quieren y cómo piensan es indispensable para que las marcas se ajusten a sus preferencias.

 

 

El tema de las generaciones, sus preferencias tecnológicas para la búsqueda de inmuebles y cómo prefieren invertir en bienes raíces, es todo un tema generacional.

Históricamente, antes de las grandes eras de las comunicaciones, no era de vital importancia para el consumo dividir las preferencias y tener en cuentas los hábitos de consumo y de búsqueda de las generaciones. Todos éramos niños, o adolescentes, o jóvenes, o adultos jóvenes, o adultos y ya.

Ahora, es indispensable saber cómo piensan las generaciones para saber cómo vamos a captar su interés, dónde nos van a encontrar, cuáles son sus marcas consentidas y cómo debemos ajustar nuestros planes en “anaqueles” para los distintos tipo de clientes y sus preferencias.

Echemos un vistazo:

 

1. La generación de los Tradicionalistas

Es la generación de los nacidos antes de 1945, es decir, les tocó vivir los conflictos bélicos más importantes de la reciente historia en estos dos siglos. Les ha tocado vivir en pleno la automatización, la tecnología, los avances como ninguna generación los ha vivido.

Ellos crecieron en tiempos de zozobra y carestía, por lo que la seguridad y el trabajo arduo es lo más importante.

Hay que ahorrar y el dinero “no se da en árboles”. Bueno, tenían razón…

Las marcas, el consumo y los patrones del mismo no eran importantes.

Siempre fue importante leer libros impresos (obvio), ahorrar y tener una propiedad inmobiliaria (“casa”), la cual se heredaba durante las generaciones.

Olvidemos que hubiera una estrategia específica de mercadotecnia. Los liderazgos eran autocráticos y no cuestionables.

Buscar casa era tema de la inversión patrimonial más importante y, pues sí, la mejor herramienta era el periódico, la publicidad de voz en voz y también el famoso “rótulo” de “En venta”.

No había créditos hipotecarios, así que el ahorro era un tema fundamental para la compra.

Claro que los muy ricos (como incluso hoy) son los que compraban segundas casas, casas de descanso y casas de campo.

En ese entonces, la primera casa era la casa familiar durante generaciones. Punto.

 

2. Generación de los Baby Boomers

Son la generación de los nacidos entre 1945 y 1965. Época post guerra, con surgimiento de países que antes no eran líderes y, claro, nuevos patrones de consumo. América ya no era extraña para Europa. Muchas de las marcas que han sido tradicionales de lujo y belleza empiezan a migrar el Océano Atlántico.

La televisión, el radio y los medios escritos ya son utilizados como medio para comerciar, y dar a conocer productos y servicios con un incipiente marketing que tenía una influencia importante en el consumidor.

Las tendencias eran una fuerte valoración a la familia, al hogar… Empieza la época de los Beatles, de la globalización del arte “comercial”. La ideología de esta generación es más arriesgada, ya que el peligro cede al descubrimiento y empieza a “gatear” la tecnología.

El tema sigue siendo que la vivienda era el lugar familiar por generaciones, ahora con la variación de que también se oferta la vivienda vertical… ¿sustentable? Todavía no…

Empieza el viaje a la Luna. Sin embargo, aún los medios para búsqueda de propiedades inmobiliarias patrimoniales siguen sin mucha variación…

Lo que sí empieza a crear mercado son los inmuebles comerciales, los industriales. Empieza la era de los rascacielos.

Se empieza a segmentar el mercado de vivienda vacacional y de segunda vivienda. Lo divertido es que el lujo, lo trendy, lo vanguardista empieza a ser accesible para las nuevas generaciones…

Pero, ¿cómo compro mi casa? Bueno, aún por anuncios en el periódico, materiales impresos y por recomendaciones de boca en boca, y no olvidemos a nuestro amigo el rótulo de “Se vende”.

El profesional inmobiliario en realidad lo era, y la compra de la casa seguía siendo el evento… Probablemente ya empezaba la idea de la movilidad y, en promedio, una persona cambiada de 2 a 4 veces de casa.

Se eligen los espacios grandes, con habitaciones amplias y, aun cuando sólo tenían 1 baño, se prefieren los espacios generosos.

Las computadoras aún eran para los “genios” y la tecnología sólo para unos cuantos.

Esta generación sigue activa en el mercado laboral y en las compras en el mercado inmobiliario. Esta generación ha vivido el inicio de la tecnología, de la globalización, de los cambios corporativos, de la adaptación a la comunicación interpersonal, la era del boom financiero y los créditos hipotecarios… De ir de una casa grande a una casa chica. Entiende que el tema inmobiliario es una inversión. Pese a que busca activamente por internet, todavía prefiere la búsqueda en medios impresos.

Los de esta generación, que nacieron a mediados de los 50 y hasta 1965, aun cuando ya están inmersos en la cultura de la comunicación, búsqueda y modo de vida por internet, prefieren buscar sus casas con espacios más amplios y un poco al modo tradicional. Valora el símbolo de estatus. Nuestro buen amigo el rótulo de “Se vende” aún funciona.

Una buena parte de esta generación ha aplicado el crédito hipotecario y podría tener un promedio de 5 operaciones inmobiliarias.

 

3. Generación “X”

Nacida entre los años 1961 y 1981. Es una generación que ha vivido los grandes cambios de una generación paternalista y tradicional. Se caracteriza por la “suavización” de los conceptos de lealtad y es menos rígida. Vive en una sociedad de “desburocratizacion” de la tecnología y las comunicaciones. Muchos valores cambian, y entre ellos el de cómo se concibe a la familia.

Le otorgan gran importancia a la educación y viven en un mundo 100% financiero. Se desarrollan entre los créditos personales, créditos hipotecarios y las tarjetas de créditos, que son un medio para alcanzar posiciones patrimoniales a una edad más temprana.

Otorga importancia a las computadoras, celulares y tecnología, pero todavía se relaciona con los medios impresos.

El concepto de la propiedad “en renta” se vuelve importante y el detonador de los cambios de residencia, cambios de estados, cambios de país. Entra la globalización en pleno. La familia ya es mucho más chica, y entiende que desde temprana edad se separa para perseguir los objetivos personales de desarrollo e independencia.

La vivienda vertical cobra auge y la vivienda en sí se vuelve más chica en dimensión, pero más cómoda en tecnología y modernidad.

Las casas de vacaciones, de descanso y de retiro son más populares e, incluso, se establecen en otros países

La industria inmobiliaria comercial, industrial, de oficinas, cobra gran auge, con la globalización y el boom de la cultura corporativa y la cultura de compra y consumo. El gran espacio comercial es el que empieza a cambiar el panorama urbano.

La búsqueda de propiedades permanece es en medios impresos, especializados, de boca en boca y empieza la búsqueda por internet.

Tienen terror al estancamiento y cambiar de “casa” es importante.

¿Y qué pasó con nuestro amigo el rótulo de “Se vende”? Sigue siendo favorito.

 

4. Generación Y

Nacidos entre 1982 y 1996, son hoy los reyes del ciberespacio, de las redes sociales, del community management, de la telefonía celular, de los gadgets, de lo virtual, de lo digital, de la comparación, de la velocidad en todos los ámbitos, de lo ilimitado y de las mil posibilidades (en lo personal, es mi generación favorita).

Es la generación que ha roto los paradigmas, que ha hecho voltear a los “clásicos” para traer a través del consumo e internet la posibilidad de que lo mas tradicional es hoy lo más chic y trendy.

Nunca antes todas las grandes marcas han puesto tanta a atención a cómo se segmentan las generaciones. Es ahora la época más emocionante de la humanidad.

El 95% de todo empieza por internet… La búsqueda de una propiedad inmobiliaria empieza en un 95% por internet. ¡¡¡Claro!!!

Autos de lujo, marcas de lujo, empresas, marcas, mercados enteros han cambiado para voltear a ver a las generaciones del cambio: X y Y.

Ahora, ya desde muy temprana edad, consumen, ganan dinero, eligen. La rapidez de respuesta, generar valor en el servicio, estar en línea es lo de hoy: desde una tablet, buscas casa, apruebas tu crédito hipotecario y haces la transfer en línea, y listo.

Ya las “casas” son grandes y chicas, hasta de 25 m2, costosas y accesibles, vintage o trendy, inteligentes o acogedoras… Hay de todo.

Ahora la vivienda vertical es la tendencia, la vivienda sustentable, incluso la vivienda para adultos mayores ya también es vertical: más cómoda, más pensada.

El promedio de cambios de casa entre rentas y compras supera las 7 veces en la vida patrimonial de esta época. (Recordemos que aquí se mezclan los tradicionalistas, los baby bomers, las Generacion X y Y)

Realogy, que es una de las holdings inmobiliarias más importantes del mundo, ha detectado que, aun cuando todo empieza por internet, la adquisición de una propiedad inmobiliaria sigue siendo people to people. Aún nos necesitamos entre compradores, vendedores y asesores inmobiliarios, ya que a pesar de los cambios generacionales y el ciberespacio, elegir una casa sigue siendo lo más importante y patrimonial…  Y nuestro amigo el rótulo sigue siendo importante.

 

 

Contacto:

Facebook: www.facebook.com/coldwellmexico

Twitter: @coldwellmexico

WordPress: http://coldwellbankermexico.wordpress.com

Email: Sandra_hendrix@coldwellbanker.com.mx

Sitio web para todos: www.coldwellbanker.com.mx