Las incubadoras no son sólo para pollos

Foto: Reuters.

En la actualidad, en el mundo de los negocios y del emprendurismo se ha acuñado el término incubadora de negocios para nombrar a organismos, públicos o privados, dedicados a incubar o a acelerar negocios.

 

Seguramente a muchos les ha pasado que al escuchar la palabra incubadora, su mente los remite a aquellas máquinas utilizadas en las granjas de pollo para empollar (incubar)  huevos. Muchos otros pensarán en el equipo médico que existe en las áreas de maternidad de un hospital utilizadas para conservar aislados a bebés nacidos prematuramente. Sin embargo, no son los únicos tipos de incubadoras que existen.

En la actualidad, en el mundo de los negocios y del emprendedurismo se ha acuñado el término incubadora de negocios para nombrar a organismos, públicos o privados, dedicados a incubar o a acelerar negocios. Es decir, se especializan en seleccionar y asesorar proyectos productivos con el objetivo de llevarlos a buen puerto. Aunque técnicamente son oficinas de consultoría empresarial, desde hace un par de décadas empiezan a tener su identidad propia como incubadoras de negocios.

En términos más simples –tomando en cuenta la referencia de las incubadoras de pollos–, las incubadoras de negocios toman una idea desde que está en el cascarón y la cuidan y alimentan para que, en determinado tiempo, pueda abandonar el cascarón e inicie una vida productiva. No quiere decir que sólo se dediquen a incubar ideas, también apoyan a microempresas que ya están operando pero que necesitan asesoría para acelerar su crecimiento.

En una incubadora podrás encontrar asesoría especializada sobre el negocio que te interesa. Te brindan asesoría legal, financiera, en mercadotecnia, en recursos humanos, etc. Te facilitan el acceso a redes de contactos y en algunos casos te brindan espacios físicos para iniciar tu empresa. Te llevan de la mano para trámites y registros; y te guían para que puedas acceder a créditos bancarios adecuados o financiamientos gubernamentales. En fin, todo lo que necesite tu negocio o idea lo podrás encontrar en una incubadora de negocios.

Lo mejor de todo es que en nuestro país existe ya una importante red de más de 500 incubadoras de negocios muy variada y especializada. Puedes encontrar incubadoras especializadas en empresas tradicionales, en empresas de tecnologías intermedias o en alta tecnología, incubadoras de empresas sociales, etc.

Aquí en México, la primera institución en iniciar un programa de incubación fue el Instituto Politécnico Nacional en 1992, con la creación del  Centro de Incubación de Empresas de Base Tecnológica (CIEBT). Este modelo de incubadora fue copiado por 240 instituciones educativas y de gobierno en México y otros países de Latinoamérica.

El CIEBT ha atendido casi 5,600 proyectos de emprendedores y a cerca de 3,400 microempresas. También ha generado 1,000 nuevos productos y ha capacitado a más de 3,200 profesionistas.

Una de las redes de incubadoras más exitosa actualmente en nuestro país es la que formó el Instituto Tecnológico de Monterrey. Cuenta con 95 incubadoras y 15 aceleradoras de negocios, las cuales  atienden a más de 1,500 emprendedores y 130 empresas.

La UNAM inició en 1998 la Coordinación de Innovación y Desarrollo, con un área destinada a impulsar la creación de incubadoras dentro de las escuelas y facultades de la Universidad. Hasta el momento, son 9 las incubadoras que operan ya en la UNAM, mismas que atienden a estudiantes, egresados y a la población en general.

Como ves, las incubadoras se han reproducido por todo el país. Así que tienes muchas opciones para buscar esa asesoría que te hace falta para echar a andar esa idea que lleva años en tu cabeza o darle un impulso a ese negocio por el que tanto has trabajado.

Los servicios de las incubadoras se cobran por hora, pero generalmente se pagan hasta que tu empresa empieza a dejar ganancias y los costos son muy accesibles. Pero si no tienes dinero, no te preocupes, también existen incubadoras que no cobran y generalmente las encontramos en instituciones de educación superior o en organismos empresariales.

Aquí te dejo unas ligas para que consultes más sobre este tema y para que te contactes con alguna incubadora. Así, la tarea es más fácil ¿no?

 

Sistema Nacional de Incubación de Empresas

INNOVA-UNAM

Centro de Incubación de Empresas de Base Tecnológica Del IPN

 

Contacto:

Twitter: @elopez_loyola
Email: [email protected]
Email: [email protected]

Jesús Eduardo López Loyola

Periodista y obrero de la información desde 2001. Experiencia: Univision.com, TV Azteca, TVC, UniversoPyme.com, Televisa Radio. Actualmente sigue regando el tepache en Foro TV, de Televisa.