Un imperio entre metales y aceite

Foto: Fernando Luna.

Interlub, de René Freudenberg, se dedica a la fabricación de aceites y lubricantes que se aplican a la maquinaria pesada. Con 140 empleados, Interlub atiende a 1,000 clientes y busca entrar de lleno al hemisferio sudamericano.

 

Su hit proviene de los metales. Gracias a los lubricantes que René fabrica, las grandes industrias pueden tener una producción más afinada, en tiempo, que les permita ser más competitivas. La diferencia que tiene Interlub respecto a su competencia es que produce bajo pedido; es decir, no tiene un catálogo previo sino que acude, evalúa y diseña el producto que satisfaga las necesidades de cada cliente.

René se emociona cuando ubica en el mapa a una economía que ya incide en el contexto global: Brasil. Hacia allá va, y quiere que este mercado sea su entrada al hemisferio sudamericano (Perú, Colombia y Chile). Con 140 empleados, Interlub atiende a 1,000 clientes. “Nuestra compañía no sólo es de venta sino de consultoría”, presume René Freudenberg, quien no duda en que su emprendimiento, en algunos años, formará un imperio.

 

Consejos para conquistar el mundo.

 

1)  Desarrollar un concepto con valor agregado.

2)  No pensar en el corto plazo.