La obesidad ha sido renombrada como “la Epidemia del Siglo 21”, pero dónde unos ven problemas, otros ven oportunidades de negocio. InstaFit nació a partir del problema de salud número uno en América Latina: el sobrepeso.

En otoño del 2013, Oswaldo Trava, de México y Natalia Amaya, de Colombia, fueron presentados por un amigo en común. Oswaldo recién había vendido su empresa de compra-venta de electrónicos seminuevos, Lo Mío es TUYO, a un fondo norteamericano y Natalia ponía fin a su tiempo liderando trabajando para Linio.

Ambos estaban interesados en desarrollar un servicio digital de fitness. Así que sin conocerse en persona, decidieron crear un negocio digital para llegar a millones de usuarios en la región y atacar el problema de salud que afecta a más de 250 millones de personas en Latinoamérica, de acuerdo con el Fondo de la ONU para la Alimentación y la Agricultura, la obesidad.

Para ello, obtuvieron apoyo de fondos de capital privado en México e inversionistas ángeles. A principios de 2014, lanzaron la primera versión web de InstaFit al público, una especie de Netflix del ejercicio, que ofrece entrenamiento personalizado mediante programas de ejercicio y rutinas interactivas, para que el usuario incorpore la actividad física en su vida diaria.

30 Promesas 2019 | Emprendedores frente a la incertidumbre

Seleccionadas de entre las 10 mejores aplicaciones dentro la App Store en 2016, la plataforma cubre ejercicios de todo tipo de disciplinas, desde correr, bailar, hacer yoga, kickboxing, estiramientos, meditación y entrenamiento funcional (HIIT). Hoy ha probado ser el doble de eficiente que gimnasios y sistemas tradicionales debido a que es móvil.

Y es que en países como México, aunque el precio de inscribirse a un gimnasio varía dependiendo la zona, el costo promedio va desde los 5,500 y 10 mil pesos al año, entre la suscripción, las mensualidades y mantenimiento, de acuerdo con cifras de la agencia de investigación de mercados, TNS Global México.

Esto sin contar servicios complementarios como nutriólogos, dietas y entrenadores, que pueden incrementar el gasto entre 700 y 1,000 pesos más al mes.

  • Empresa:InstaFit
  • Emprendedor: Oswaldo Trava Albarrán, 40 años
  • Socios:  Natalia Amaya Salazar, 30 años
  • Fecha de fundación: 2013
  • Facturación 2018: 30 mdp
  • Empleados: 15

¿Cómo funciona?

Mediante una suscripción que va desde los 99 pesos al mes, el usuario tiene acceso a guías nutricionales y más de 600 sesiones de ejercicio y meditación en formato streaming en audio y video en español, para que entrene en casa, o en cualquier lugar.

TAMBIÉN LEE: 30 Promesas 2019 | El emprendimiento después del Inadem

Su sistema integra algoritmos de Machine Learning para recomendaciones personalizadas de ejercicios, así como dinámicas de juegos (gamification) para invitar a los usuarios a acumular puntos por actividad física que realicen y posteriormente canjearlos por premios físicos y digitales.

Actualmente, la compañía también ofrece programas de bienestar corporativo para incentivar la actividad física de los empleados en las oficinas, tiene acuerdos con aseguradoras que la integran a sus paquetes, y genera contenido y experiencias para marcas de ropa deportiva y productos saludables.

 

Adaptarse o morir, el reto para todos los emprendedores mexicanos

En entrevista para Forbes México, Natalia y Oswaldo aseguran que en 2015, el ahora difunto, Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem), fue clave para que ellos pudieran seguir invirtiendo en desarrollar nuevos productos dentro de la plataforma y coinciden que su desaparición, junto con la de ProMéxico, dificulta su crecimiento, y el de todas las startups mexicanas.

“Pero al final es la naturaleza del emprendedor, renovarse todo el tiempo para sobrevivir”, señalan los fundadores de InstaFit.

Para su fortuna, la obesidad en México no es una problemática que se tambaleé con las políticas del nuevo gobierno.

Sin embargo, reconocen que el panorama de las plataformas digitales sigue expandiéndose y la competencia es cada vez más feroz en el mercado del fitnesss, cuyo valor asciende a los 1,800 mdd en México y que mantiene un crecimiento anual sostenido de aproximadamente 20% por ciento, según la International Health, Racquet & Sportsclub Association (IHRSA).

Próximamente Las 30 Promesas de los Negocios Forbes 2019

 

 

Siguientes artículos

30 Promesas 2019 | Atlantia Search hace de los datos un gran negocio
Por

Una mala experiencia en la búsqueda de información llevó a Juan José Mora a fundar Atlantia Search, una compañía que gir...