Mejora tu economía de una vez por todas. ¿Cómo? Examina tus conductas respecto a tu dinero e incorpora estos consejos al manejo de tus finanzas personales.

 

Ya sea que quieras asegurar tu futuro y el de tu familia, o alcanzar una meta personal, mejorar tu economía es una pieza clave en el logro de cada uno de estos objetivos. No se trata simplemente de cómo aumentar tus ingresos; qué hacer con los aparentes extras cumple una función crucial en el proceso. A continuación te compartimos 4 consejos para asegurar el crecimiento de tus activos, y así dejar de preocuparte por tu bienestar financiero:

  1. Piensa en ganar, no en ahorrar
    “Trabaja duro y comienza a ahorrar desde joven”, es el consejo usual para construir tu independencia financiera. No guardes tu dinero para una mala racha para asegurar tu futuro; hazlo trabajar. Busca incrementar tus ingresos, pero no te limites a pensar en trabajar más. En lugar de desgastarte pensando en la seguridad del dinero que ya tienes, hazlo trabajar para ti; no en fondos de retiro, sino en inversiones reales que cotizan en bolsa.
  2. Cambia y crece
    No te sientas obligado a seguir con el estilo de vida que has llevado hasta ahora sólo porque has invertido demasiado tiempo en ello. Si encuentras algo mejor, entonces aprovecha la oportunidad de colocarte en otra posición más favorable. Aprende nuevas habilidades, lee todo lo que pueda inspirarte a ser alguien diferente, cambia drásticamente los hábitos que te limitan en el día a día, etcétera.
  3. Piensa en riqueza, no en consumo
    Warren Buffet, uno de los hombres más ricos del mundo, aún vive en una casa que compró en los cincuenta por 31,500 dólares. Hoy en día, el empresario estadounidense vale más de 68 billones de dólares. Las posesiones tienen poco que ver con el éxito.
    No busques aumentar tu riqueza para tener más. Si te aumentan el sueldo, no lo gastes inmediatamente en un auto más caro o una casa más grande. Busca maneras de invertirlo; conviértelo en activos, no en pasivos.
  4. No temas querer más
    Desde niños nos enseñan a tener los pies bien plantados en la tierra y tener sueños razonables: metas alcanzables, un paso a la vez, escoger una dirección y moverse de manera segura hacia ella, esperar lograr algo algún día. No pienses que tus metas son demasiado ambiciosas o imposibles. Eventualmente descubrirás que no lo son.

Lo que es importante resaltar sobre la riqueza es que es la consecuencia de un conjunto de pensamiento crítico y acciones eficaces, más allá de simple suerte. Examina tus conductas con respecto a tu dinero y date cuenta de los hábitos que, si bien no te están haciendo perder, tampoco te están haciendo ganar. Incorpora estos consejos al manejo de tus finanzas personales cotidianas, y llévalas al siguiente nivel para mejorar tu economía de una vez por todas.

PUBLICIDAD

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @ComparaGuru

Facebook: ComparaGuru

Página web: ComparaGuru.com

Blog: ComparaGuru.com

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Violencia desplaza a 38 millones de personas en 2014: ONU
Por

La agencia de refugiados de Naciones Unidas expuso que el año pasado, cada día 30,000 hombres, mujeres y niños fueron fo...