Las pymes generan el 72% del empleo y el 52% del Producto Interno Bruto y también son las entidades financieras que más vulnerabilidades presentan.

De acuerdo con datos del Centro de Desarrollo para la Competitividad Empresarial, sólo 25% de las pymes en México sobreviven a los primeros dos años de creación y el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi) agrega que las empresas de nueva creación en México sólo viven un promedio de 7.7 años.

Todas las empresas son susceptibles de riesgos, ya sea internos o externos, que pueden afectar su estabilidad financiera; desde una mala administración, hasta accidentes o desastres naturales.

“Es cierto que cada vez se promueve más el emprendimiento en nuestro país, pero la cultura de la prevención no está al mismo nivel”, según un comunicado de Chubb, compañía especializada en seguros de propiedad y responsabilidad civil.

PUBLICIDAD

De acuerdo con la última Encuesta Nacional sobre Productividad y Competitividad de las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas (ENAPROCE), del universo de empresas que existen en nuestro país, 10,917 son grandes empresas, 3,952,422 microempresas, 79,367 empresas pequeñas y 16,754 empresas medianas.

Estos son 4 consejos que te pueden ayudarán a proteger e impulsar tu negocio:

Revalora el capital humano

El mayor recurso de cualquier empresa es el talento de sus colaboradores, por lo que cuidarlo y hacerlo crecer debe ser una preocupación clave de cualquier emprendedor. Si los colaboradores no hacen bien su trabajo, la empresa no funcionará por más esfuerzo o dinero que se invierta en ella. Es por esto que los empleados deben sentirse valorados, estar motivados y recibir capacitación apropiada y continua para que la empresa crezca.

La preparación es muy importante

Asumamos que nadie nace sabiendo cómo emprender un negocio. Por ello, la preparación es muy importante. Tómate un tiempo para analizar qué conocimientos te podrían ayudar a iniciar o a mejorar tu empresa, ya sean aspectos financieros, de administración o habilidades específicas del giro de tu negocio. Siempre podrás encontrar libros o cursos en línea gratuitos para hacer crecer tu negocio o diversificarte.

Separa tus finanzas

Algunas veces, tal vez por el entusiasmo de emprender o por una falta de valoración del riesgo, algunos empresarios ponen todos sus bienes personales para capitalizar sus negocios. No obstante, es importante contar con cierta estabilidad económica que te permita tener la tranquilidad de que cuentas con un respaldo. Incluso, es recomendable tener cuentas bancarias separadas, una para tu dinero, ese que te gastas en ti y en tu familia, y otra cuenta para manejar el capital de tu negocio.

Protégete ante imprevistos

Existen imprevistos como los incendios u otros desastres naturales, que pueden acabar con tu negocio si no estás bien preparado. Para muchos empresarios el pago de un seguro representa un gasto, sin embargo, la realidad es que es una inversión que te ayudará a enfocarte en lo que verdaderamente importa: hacer crecer tu empresa. En este contexto, un seguro de Propiedad y daños patrimoniales puede ser la diferencia entre recuperarse de un evento desafortunado o perderlo todo de un momento a otro.

También puedes leer: Pymes en Latinoamérica, ¿empresa familiar?

 

Siguientes artículos

Softbank cierra oficialmente inversión multimillonaria en Uber
Por

Los cambios al gobierno de Uber, que efectivamente reducen la influencia de Kalanick en la compañía y expanden el consej...