En cuestión de ingresos, los millennials se dividen aparentemente en dos grupos: quienes esperan el dinero suficiente para vivir bien y pagar sus pequeños lujos, y quienes tienen una gran expectativa sobre el salario que desean recibir.

Sin importar a qué grupo pertenezcas, en tu trabajo seguro has cometido o cometerás alguno de estos 4 errores. ¡Evítalos!

  1. No negociar tu salario inicial
    Al no contar con expectativas realistas sobre el salario que deseas recibir, es más probable que aceptes una oferta poco conveniente para ti.
    Al recibir una propuesta, la mayoría de los jóvenes invierte más tiempo en pensar si el ambiente de trabajo es el correcto o si sería feliz allí, pero pocos analizan si la remuneración es justa y si corresponde a su nivel de habilidades. Según una encuesta realizada por NerdWallet y Look Sharp, sólo el 38% de los millennials en Estados Unidos dijeron que sí negocian la primera oferta salarial que reciben.
    Irónicamente, el 75% de los empleadores encuestados reconocieron que sí estarían dispuestos a negociar un aumento de sueldo en un 5% o 10%. Incluso, el 76% de los empleadores reconocieron que los candidatos que se atreven a negociar la oferta, proyectan mayor seguridad.
    ¿Qué tal lo has hecho tú?
  2. Menor ingreso inicial = menor ingreso durante la vida laboral
    El Federal Reserve Bank of New York realizó un estudio sobre cómo el ingreso que recibes en tus primeros años laborales afecta el salario que obtendrás durante toda tu vida. En la investigación se evaluó la vida profesional de 5 millones de trabajadores durante 40 años.
    Como resultado se encontró que el salario del trabajador promedio se estanca después de los 10 primeros años de vida laboral. En tanto, quienes iniciaron con una remuneración más alta, eran los únicos que continuaban recibiendo aumentos a lo largo de su trayectoria profesional.
  3. No negociar otros beneficios
    Tal vez la empresa no pueda brindarte más dinero en efectivo, pero sí otro tipo de apoyos. La encuesta realizada por NerdWallet y Look Sharp descubrió que algunos millennials también piden cambios en cuanto al horario del trabajo, días libres, bonos o participación con acciones. ¿Estarías dispuesto a recibir algo de esto?
  4. Temor a pedir un aumento
    Sólo el 37% de los millennials ha pedido alguna vez un aumento, de acuerdo con un estudio realizado por Pay Scale… aun cuando los miembros de esta generación se caracterizan por tener demasiada confianza en sí mismos. El 48% de los baby boomers y el 45% de quienes integran la Generación X sí se atrevieron a pedirle más salario a su empleador.

El temor de los millennials a pedir un aumento se puede atribuir a que no valoran realmente la experiencia que han adquirido durante su vida laboral. También temen ser vistos como demandantes o no se consideran aptos debido a su corta edad.

El mejor consejo para la Generación Y es conocer muy bien la industria y lo que pueden aportar a ella. Si sus habilidades son muy específicas en un mercado que carece de especialización, pueden pedir un aumento utilizando esta información.

PUBLICIDAD

Brindar antecedentes de retos e información extra sobre sus logros laborales puede convencer a un escéptico reclutador sobre por qué sí es necesario aumentar la oferta.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @ComparaGuru

Facebook: ComparaGuru

Página web: ComparaGuru.com

Blog: ComparaGuru.com

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

La fantasía de 1,300 mdd que Vidanta llevará a Nayarit
Por

El parque temático de 1,300 mdd, a un paso de Puerto Vallarta, será el primero en AL y competirá con los colosos de Cali...