Existen muchas estrategias que en el actual panorama de negocios ofrecen la promesa de hacer crecer las empresas y volverlas más competitivas, pero ¿cuál adoptar y en dónde invertir?

 

El mundo de los negocios es complicado, pero a la vez muy interesante, porque pone ante nosotros una infinidad de retos que, si sabemos cómo enfrentarlos, nos harán crecer no sólo como líderes empresariales, sino también como personas y, claro, harán prosperar nuestros negocios y posicionarlos como referentes en el mercado. Ésta es una visión que compartía con César, un buen amigo y empresario, dueño de una compañía de tamaño mediano, con quien tuve la oportunidad de charlar hace poco y quien me manifestaba su preocupación por todos los cambios que están gestionándose en México y su impacto en los negocios.

César aseguraba llevar años tratando se hacer crecer su negocio sin ver resultados muy satisfactorios, implementando estrategias que en distintas ocasiones prefirió frenar porque no le generaban un adecuado retorno de la inversión. Lo que yo le comenté es que una estrategia, para que resulte exitosa, debe planearse de acuerdo con las necesidades y condiciones de cada empresa.

PUBLICIDAD

Existen muchas estrategias que en el actual panorama de negocios ofrecen la promesa de hacer crecer las empresas y volverlas más competitivas; sin embargo, ¿cuál adoptar y en dónde invertir? Sobre este tema, me gustaría compartir en este espacio algunas estrategias que, en mi opinión, son prioritarias en la agenda de todo CEO, independientemente del tamaño del negocio.

1. Incrementar clientes y retener los existentes
Desde luego que todas las empresas deben dedicarse a atraer nuevos clientes para hacer crecer el negocio y generar mayores ingresos. Sin embargo, también es necesario poner atención a los ya existentes, pues siempre será más rentable que adquirir otros nuevos. Así que hay que poner en marcha estrategias para aumentar, retener e incrementar los niveles de lealtad de los clientes.
¿Cómo lograrlo? A través de diversas tácticas como conocer bien a tus clientes para brindarles una oferta personalizada, contar con personal capacitado para su servicio, ofrecer soluciones rápidas y satisfactorias, fomentar la participación y retroalimentación del cliente, cumplir los compromisos y promesas en tiempo y forma, ofrecer incentivos a quienes llevan tiempo haciendo negocio contigo, etcétera. Tú conoces tu mercado y a tus clientes, y sabes lo que los puede cautivar. Lo primordial es ofrecer una solución y servicio de excelencia.

2. Generación de nuevos productos y servicios
En un mercado cada vez más competitivo y un consumidor muy exigente que demanda nuevos productos, servicios y experiencias, la innovación no debe ser considerada como una condición etérea, sino como una estrategia prioritaria para todos los negocios. Y es que al hablar de innovación en este sentido, se cree que se trata de echar a la basura una determinada oferta que ya se brinda al mercado y, de la nada, crear una nueva.
El alcance de la innovación va más allá, pues busca genera valor a partir de las preferencias del cliente, personalizando la completa experiencia del consumidor. Al incorporar una cultura de innovación en la cultura organizacional, impulsaremos la generación de nuevas ideas que den respuesta a lo que el consumidor está buscando. Una organización innovadora será capaz de crear nuevos modelos de negocio que sirvan de base para desarrollar nuevos productos y servicios.

3. Transformación digital de los negocios
Las tecnologías de información y comunicación (TIC) avanzan a pasos agigantados; no bien estamos asimilando el poder de algunas herramientas y soluciones, cuando ya emergieron otras nuevas. Esta suerte de vorágine tecnológica está transformando a la sociedad, generando nuevas formas de trabajo, comunicación y consumo. El impacto no ha sido ajeno a los negocios; al contrario. Simple y sencillamente toma en cuenta cómo, hace menos de una década, contar con un sitio web era algo considerado como un lujo; hoy, esto es ya una necesidad: negocio que no está en la red, no existe para los consumidores. ¿Has pensado cuál es el precio de no estar conectado con tus audiencias objetivo?
El panorama de negocios de hoy exige que las empresas de todos tamaños conozcan la diversidad de las TIC disponibles, su promesa para el mercado, las incorporen y sepan capitalizarlas para hacer más eficientes sus negocios. Hoy, casi todos los procesos empresariales –marketing, ventas, operaciones, finanzas, etcétera– pueden ser mejorados por medio de la tecnología. El cambio hacia lo digital es, sin duda, complejo, pero se trata de un elemento crítico para el futuro de los negocios que todo CEO debe impulsar en su organización. Alinear la tecnología con los objetivos de negocio, los procesos empresariales y el capital humano, proporciona grandes ventajas para tu compañía.

4. Atracción y retención del talento
Para los altos directivos de una compañía, éste podría sonar como un tema muy trillado; sin embargo, muchas organizaciones aún no cuentan con una estrategia eficiente que les permita ser atractivas para captar al mejor talento y crear compromiso en sus colaboradores. Diversas organizaciones en todo el mundo enfrentan situaciones como la constante rotación de personal, la falta de motivación del mismo y la poca productividad, hechos que impactan directamente en el crecimiento del negocio.
La mejor manera de evitar esto e impulsar el rendimiento óptimo es ofreciéndoles una propuesta de valor que resulte atractiva, y en la que los colaboradores se identifiquen según sus propias necesidades. Diversos elementos se podrían considerar, tales como oportunidades de desarrollo profesional, balance entre vida laboral y familiar, mejor ambiente laboral, entre una serie de estímulos.

5. Preocupación por el medio ambiente
En un abrir y cerrar de ojos, la palabra “sustentabilidad” se ha convertido en un término que muchos hombres de negocios han tenido que incorporar a sus discursos. Lo que comenzó haciéndose sólo por “caridad y buena voluntad”, hoy se está convirtiendo en un compromiso. Usted ya lo ha visto: hoy, diversos países en todo el mundo han adoptado regulaciones en este tema, algunas muy flexibles y otras muy severas, cuya omisión resulta en sanciones muy severas.
México, en mi opinión, está aún en fase incipiente en esta materia; no obstante, es un tema que cada vez más está impactando en las regulaciones a compañías en todo el mundo y que merece la atención de los CEO. Lo mejor de todo es que ser sustentable no sólo implica gastos para las compañías, sino también beneficios que se pueden ver reflejados en mayores ingresos, mejor imagen corporativa y mayores oportunidades de negocio.

Estos cinco temas, que –desde mi punto de vista– son prioritarios para la competitividad de los negocios actuales, no deben ser vistos como el Santo Grial del management, sino más bien como cinco buenas estrategias que te invito a considerar y que bien adoptadas y desarrolladas –según cada empresa, su cultura corporativa, su industria, su mercado, etcétera– pueden ayudar a las organizaciones a crecer, incluso en medio de posibles panoramas económicos.

Mi amigo César había implementado en su compañía más de dos de estas estrategias, pero no lo había hecho adecuadamente: haciendo un análisis situacional ad hoc previo. Esto, aunque es muy frecuente en las compañías, no debe hacernos dar marcha atrás, así que hay que decidirnos a tomar el rumbo correcto y enfrentar los retos que como CEO se nos presentan cada día. Una frase conocida de Robert F. Kennedy, dice: “Únicamente aquellos que se atreven a tener grandes fracasos, terminan consiguiendo grandes éxitos.”

Y tú, ¿quieres ser parte de ellos?

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @HectorMezaC

Facebook: Héctor M. Meza

LinkedIn: Héctor M. Meza Curiel

Página web: InfoSol – Soluciones Integrales en Comunicación

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

¿Cómo lograr el orgullo de pertenencia de tus empleados?
Por

Seis de cada 10 empleados están buscando un cambio de empleo de manera activa, y para 2 de cada 10 esta tarea es su máxi...