Este año, el clima y el gran cambio tecnológico de la energía determinarán la agenda de riesgo del mundo. ¡Ya veremos los impactos!

 

Todos los años, antes de la reunión de Davos, el Foro Económico Mundial (WEF, por sus siglas en inglés) publica su reporte de riesgo mundial; este año no es la excepción. (El reporte lo pueden encontrar aquí.)

Entre la gran información que presentan, me parece muy relevante el análisis en que se comparan los 5 factores de riesgo (en términos de condiciones de riesgo) desde 2007 hasta 2016, en que se puede ver la evolución de los temas que mundialmente se consideran potenciales, y que para este año, en orden de importancia, son:

  1. Migración involuntaria a gran escala.
  2. Eventos extremos relacionados con el clima.
  3. Fallas en la mitigación y adaptación del cambio climático.
  4. Conflictos entre Estados con consecuencias regionales.
  5. Grandes catástrofes naturales.

La comparación con años anteriores nos hace ver que en los últimos tres años se han mantenido en segundo lugar de importancia los eventos relacionados con el clima, y que los conflictos entre Estados con consecuencias regionales, de estar el año pasado en primer lugar, pasaron al cuarto sitio en importancia.

Por otra parte, eventos importantes para 2015 salen de los primeros cinco lugares, como el rubro Falla en la gobernanza o Crisis por colapsos de Estados; en cambio, tenemos tres grandes nuevos eventos que están relacionados con el clima, lo que hace que este año la gran preocupación son temas que tienen que ver con catástrofes naturales, cambio climático y agua.

Desde la perspectiva del impacto, las categorías marcan, en orden de importancia, los siguientes factores:

  • Fallas en la mitigación y adaptación del cambio climático.
  • Armas de destrucción masiva.
  • Crisis de Agua.
  • Migración involuntaria a gran escala.
  • Shock severo por los precios de la energía.

Contra el año pasado, en general son los mismos factores, exceptuando que el riesgo de enfermedades infecciosas salió de los primeros cinco lugares, junto con los conflictos regionales, añadiéndose la migración y el shock por los precios de la energía, y que pasan al primer escalón las fallas a la adaptación del cambio climático.

La información es muy clara. Si la cruzamos con las noticias mundiales, todo concuerda: la migración hacia los países europeos, la conciencia del problema del cambio climático que logró un acuerdo entre los países más grandes en la COP de París, las crisis del agua y la gran crisis en los precios del petróleo, la rápida expansión de los autos eléctricos, y las energías renovables.

Los temas económicos, como tal, no aparecen, porque –en mi opinión– el problema no es la crisis económica; ésa será, en un futuro, la consecuencia. La crisis es la transformación que tiene que experimentar el mundo en función del cambio climático y que de alguna manera involucra, como otra consecuencia, el uso y los precios del petróleo.

Bien decía Obama en su último discurso hace unas semanas: “En esta nación ya no debe caber duda sobre los efectos del cambio climático. Debemos trabajar sobre sus consecuencias.”

Este año, con los efectos de El Niño en nuestra región, deberemos estar preparados para una serie de eventualidades con huracanes y mal tiempo, que podrán causar grandes daños a la economía y a la infraestructura, y, por consecuencia, pueden pegar en el desarrollo económico.

Este año, el clima y el gran cambio tecnológico de la energía determinarán la agenda de riesgo del mundo. ¡Ya veremos los impactos!

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @Marcovherrera

YouTube: El Marco del Poder

Google+: Marco V. Herrera Berenguer

Blog: Marco V. Herrera / El Marco del Poder

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

linkedin
4 consejos para perfeccionar tu perfil en LinkedIn
Por

En México, “liderazgo”, “estratégico”, “responsable”, “creativo” y “apasionado” forman el top 5 de palabras más repetida...