Todo mundo habla de las fabulosas razones para iniciar un negocio, pero ¿qué hay de las razones para no ser emprendedor? También son importantes.

 

Razones para ser emprendedor hay muchas: ser independiente, ganar mucho dinero, ser tu propio jefe, trabajar menos tiempo, desarrollo personal, etcétera. La lista puede ser infinita dependiendo de nuestros objetivos y sueños personales.

Todo mundo habla de las fabulosas razones para iniciar un negocio, pero ¿qué hay de las razones para “no” ser emprendedor? También son importantes. Conocerlas puede evitar que personas no aptas para el emprendimiento se lancen a perder su dinero y su tiempo.

PUBLICIDAD

Tal vez suene contradictorio a mi discurso cotidiano y al objetivo de este espacio, que es motivar el emprendimiento, pero en realidad conocer estas razones puede ayudarnos a saber qué tan aptos somos para aventurarnos a iniciar un negocio. Confío en que no se tome este tema como freno de ese entusiasmo emprendedor y que sea más una herramienta para prepararnos antes de echar a volar una idea.

Aclarado este punto, revisemos algunas de las razones para no ser emprendedor.

 

1. ¿Te gustan las ventas?

Ésta sería la primera pregunta que nos debemos hacer si queremos ser empresarios. Las ventas son el sustento de cualquier negocio en el mundo. Empresa que no vende, desaparece; así de simple. Si no te gustan las ventas, piénsalo bien antes de iniciar, pues lo más seguro es que fracases. Pero si de todas maneras quieres emprender, aun sin el gusto por las ventas, te recomiendo hacer un análisis sobre las posibilidades que tiene tu producto o servicio para generar un sueldo para vendedores profesionales.

Toma en cuenta que el término “vender” no es sólo exhibir o salir a ofrecer un producto o servicio; también se refiere a convencer a inversionistas, clientes, socios, aliados, etcétera, de que tu idea es viable o que tu negocio tiene potencial, es decir, tiene que “vender” bien tu proyecto.

 

2. ¿Te gusta levantarte temprano?

Definitivamente ser madrugador es una de las características principales de los hombres que han logrado crear, desde cero, algunas de las empresas más grandes del mundo. Piensa si serás capaz de levantarte temprano y acostarte tarde durante todo el tiempo que dure la consolidación de tu negocio o idea. Nadie sabe cuánto tiempo te llevará hacerlo; pueden ser unos meses o años. Te garantizo que durante los primeros meses dormirás poco, sobre todo si tu idea es exitosa.

Si te gusta levantarte tarde, entonces busca una opción de negocio que te permita hacerlo, pero no te garantizo que puedas acostarte temprano durante el arranque de tu proyecto.

Si crees que no podrás, entonces detente, porque lo más probable es que en un par de meses ocupes alguna de las siguientes frases: “era muy matado”, “lo cerré porque era una friega”, “me tenía que despertar todos los días a las cinco de la mañana”, “trabajaba hasta los domingos”, “no me permitía hacer otras cosas”, entre muchas otras.

 

3. ¿Te llevas bien con los números (matemáticas)?

Las matemáticas son parte fundamental para el control de cualquier negocio. No es necesario ser un experto o tener estudios superiores en matemáticas; simplemente hay que aplicar las operaciones elementales de aritmética: suma, resta, multiplicación y división.

Si le huyes a las operaciones más básicas de las matemáticas, lo más seguro es que tendrás un desastre financiero, lo que puede llevar al fracaso tu negocio aun cuando genere jugosas ganancias. Recuerda que tienes que saber sacar porcentajes, sumar gastos, restar inversión, multiplicar ganancias y dividir el dinero.

Si las matemáticas no son lo tuyo, detente y prepárate. Busca información y asesoría con contadores, economistas, administradores, gente que ya cuente con un negocio y todo aquel que pueda apoyarte para desarrollar algunas herramientas de control para llevar las cuentas.

 

4. ¿Te gusta la seguridad laboral?

Si eres de las personas que piensan que es mejor tener un sueldo pequeño pero seguro, lamento decirte que no tienes mente emprendedora.

Un emprendedor nunca se preocupa por el sueldo, ya que ser arriesgado es otra cualidad de los emprendedores. No temen quedarse sin trabajo, pues se sienten capaces de iniciar por su cuenta y sobreponerse a cualquier situación adversa únicamente con su trabajo.

Si eres de las personas que llevan más de 10 años en un empleo y durante ese tiempo has tenido las ganas de iniciar un negocio, pero no lo has hecho, déjame decirte que hay una enorme probabilidad de que nunca lo hagas.

 

5. ¿Eres tolerante a la frustración?

Te puedo decir con toda certeza que ningún negocio en el mundo ha empezado y crecido sin contratiempos. Si piensas iniciar un negocio es importante que hagas un análisis serio sobre tu tolerancia a la frustración, porque enfrentarás muchos obstáculos para lograrlo.

Muchos proyectos se frenan por pequeños inconvenientes, debido a que las personas no son tolerantes a la frustración. Al primer contratiempo que se les presenta, por menor que sea, abandonan su proyecto.

Si consideras que esto puede vencerte en tu intento, te recomiendo que busques algún taller o terapia que te ayude a superar ese problema de intolerancia, ya que todo el tiempo estarás expuesto a inconvenientes, obstáculos y contratiempos. Deberás resolverlos para avanzar.

 

Conclusión: si no te gustan las ventas, no te gusta levantarte temprano, no te gusta acostarte tarde, no te gustan las matemáticas, no te gusta arriesgarte sin un sueldo seguro y no eres tolerante a la frustración, entonces te recomiendo que no lo intentes. Ser emprendedor puede ser peligroso para ti y tu patrimonio.

 

Una de… POSiBLE, Coparmex y del gobierno federal

– En POSiBLE están buscando emprendedores con ideas o negocios con impacto social. Los seleccionados podrán participar en un proceso de incubación de alto impacto con instituciones especializadas y dar a conocer ampliamente sus proyectos entre inversionistas, clientes y aliados potenciales durante todo el 2016. Checa la convocatoria y regístrate.

– Excelente noticia de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex). El organismo se comprometió a apoyar la propuesta de crear un ombudsman para las pequeñas y medianas empresas (Pymes). Su objetivo será fortalecer y desarrollar a las Pymes con instrumentos de políticas públicas trasversales y mejorar la regulación relativa a la apertura de nuevas empresas.

– El presidente Enrique Peña Nieto anunció el programa “Mi primer crédito”, a través del cual se busca otorgar a jóvenes emprendedores, de entre 18 y 30 años, créditos que irán de 50,000 a 150,000 pesos a una tasa de 9.9% a un plazo de cuatro años. Aplaudo la iniciativa.

 

Contacto:

Correo: [email protected] / [email protected]

Twitter: @elopez_loyola

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

‘Menil Collection’: arte y surrealismo en Houston
Por

Si durante tu estancia en Houston visitas el Museo Menil y la capilla Rothko, créeme, nunca más verás este lugar como un...