5 señales de que estás en estrés financiero

Finanzas personales. (Foto: Staff.)

¿Sólo ves pasar tu dinero cuando llega la quincena? ¿No te alcanza para ahorrar, salir de vacaciones o sustentar tu patrimonio?

Tener un mal control financiero y endeudarse más de lo que en realidad puedes solventar, puede generar estrés financiero. Nosotros te decimos cómo saber si tu administración financiera no es tan sana, con estas cinco señales de alerta que Propiedades.com tiene para ti:

1. Antes de que llegue la quincena ya la debes. Te ves obligado a destinar más recursos monetarios para pagar deudas acumuladas, llega tu pago quincenal y ya lo tienes distribuido entre diferentes deudas, puedes estar presionando tus finanzas personales.

Para una mejor plaificación, ten en cuenta que el pago de tus deudas no debe ser mayor a 30% de tus ingresos netos o podrías caer en una situación de insolvencia, de acuerdo con la Comisión Nacional para la Proteccion y Defenda de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

2. No sabes ni en qué gastas. Tu sueldo no es suficiente, no estableces un control de gastos ni sabes cuánto destinas para alimentos, vivienda, transporte y gastos personales.

3. Gastas mucho en vivienda. Destina entre 30% y 40% de tus ingresos en servicios de vivienda, ya sea renta o hipoteca, así tendrás un mejor control de tu gastos.

4. Te aprietas el cinturón porque no te alcanza. Restringes tus gastos y no precisamente con fines de ahorro, sino para completar la quincena. Ir al cine, comprar un café por las mañanas o salir con los amigos de forma regular no debería desajustar tu presupuesto, pues es señal de que debes realizar un auste inmediato.

5. Ahorrar es una utopía para ti. El ahorro sirve para metas específicas como un viaje, el enganche de una casa o un coche, si al final de la quincena no te alcanza para ahorrar, entonces dar el paso a la compra de una casa podría volverse una tarea titánica.

La Conducef recomienda guardar entre 5% y 10% de tu ingreso y destina un propósito concreto, sé constante en tu plan de ahorro.