Te presentamos cinco claves que pueden convertirte en un ‘super profesionista’ cuando trabajas de manera independiente.

 

Cuando tomas la decisión de trabajar por tu cuenta surgen preguntas como: ¿me alcanzará para vivir igual que con un salario?, ¿cómo pagaré los impuestos?, ¿quiénes serán mis principales clientes?, sin embargo, la pregunta más importante podría estar relacionada con tu rendimiento: ¿puedes ser igual o más eficiente al trabajar de manera independiente?

La Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar) estima que el número de profesionistas independientes alcanza más de 10 millones de trabajadores en México. De acuerdo con la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo, las áreas con mayor presencia de profesionales ‘freelance’ son odontología (56.8% de los profesionales trabajan de manera independiente), veterinaria y zootecnia (47.1%) y teatro y cinematografía (39.3%).

PUBLICIDAD

En general, las carreras relacionadas con artes y humanidades también ofrecen la posibilidad de trabajar de forma independiente, lo que representa libertad para trabajar en casa en los horarios que cada quien elija, sin embargo, esto también implica la responsabilidad de alcanzar niveles altos de productividad por tu propia cuenta.

Donna Fuscaldo, colaboradora de la red de empleadores y candidatos Glassdoor, afirma que existen algunos ‘trucos’ que ayudan a mantenerte motivado y elevar la productividad mientras trabajas de manera freelance, te presentamos el ABC:

a)      Ten un espacio asignado especialmente para el trabajo: Pensar que puedes concentrarte al 100% con la computadora sobre tus piernas en un sillón puede ser una técnica errónea si hay gran movimiento en tu casa. Tener un espacio asignado como oficina o taller ayuda a mantener alejadas las distracciones.

b)      Planea tus actividades de manera semanal: Es ideal tomar 45 minutos cada viernes para planear grosso modo las actividades de tu siguiente semana. No tener un jefe pendiente de que cumplas tus metas diarias puede ser un arma de doble filo y el riesgo de atrasarte crece cuando no tienes un plan de acción.

c)       Haz amistad con la rutina. Crea listas diarias de actividades: Tener un mapa semanal es el primer paso en términos de organización, sin embargo, al iniciar el día es bueno que establezcas la lista de actividades que debes completar, con el tiempo se convierte en una rutina .

d)      Encuentra tu ‘break’ ideal: Tal vez es escuchar una canción, salir por un café, pasear con tu mascota. La responsabilidad de mantenerte a gusto haciendo tu trabajo también es tuya cuando eres profesionista independiente.

e)      Encuentra el equilibrio entre tu vida personal y el trabajo: Cuando estás en la oficina parece que todo ocurre afuera: comidas con amigos, exposiciones, teatro, cine, deportes. El hecho de que trabajes en casa implica libertad pero no implica que puedas escaparte todos los días, planea la convivencia a con tus amigos y tu tiempo de entretenimiento como parte de tu rutina semanal ‘escaparte’ espontáneamente con demasiada frecuencia puede afectar tu productividad.

 

Siguientes artículos

Petróleo, la nueva arma de EU contra Putin
Por

Las enormes reservas de gas y petróleo de esquisto en Estados Unidos no están pensadas para la exportación, pero si eso...