La mayor automotriz de Europa está acusada de diseñar software para modelos diésel de su principal marca VW y su división de lujo Audi, que oculta información a los reguladores que miden las emisiones tóxicas.

 

Reuters

Las acciones de Volkswagen se desplomaron el lunes más de un 20%, la peor caída intradiaria de su historia, luego de que las autoridades estadounidenses acusaron a la automotriz alemana de falsificar datos de emisiones y de que Berlín dijera que investigará si se falsificaron datos también en Europa.

PUBLICIDAD

La mayor automotriz de Europa está acusada de diseñar software para modelos diésel de su principal marca VW y su división de lujo Audi, que oculta información a los reguladores que miden las emisiones tóxicas, dijo el viernes la Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA).

La acusación implica que la compañía germana podría enfrentar penalidades por hasta 18,000 millones de dólares (mdd).

El ministro de Economía alemán, Sigmar Gabriel, expresó su preocupación por el impacto de lo que definió como “un mal caso” para la vital industria de automóviles del país e instó a Volkswagen a aclarar totalmente las acusaciones.

“Comprenderán que estamos preocupados de que sufra la excelente reputación de la industria automotriz alemana y en particular la de Volkswagen”, dijo Gabriel.

El ministro de Transporte germano se reunirá el lunes con el presidente ejecutivo de Volkswagen, Martin Winterkorn, dijeron dos fuentes gubernamentales, sin facilitar más detalles. Previamente el Gobierno dijo que comprobaría si los datos de emisiones también habían sido manipulados en Alemania y Europa.

Winterkorn dijo el domingo que “lamenta profundamente” el incumplimiento de las normas medioambientales de Estados Unidos y ordenó una investigación interna. Algunos dijeron que podría tener que dimitir. [nL1N11Q0BQ]

“Este desastre va más allá de todas las expectativas”, dijo Ferdinand Dudenhoeffer, director del Centro de Investigación Automotriz en la Universidad de Duisburgo-Essen.

Analistas dijeron que no está claro si otros fabricantes habían vulnerado las normas o cuál sería el costo para VW. Sus rivales alemanes Daimler y BMW dijeron que las acusaciones de las autoridades de Washington contra VW no los alcanzan.

Expertos de la industria prevén que el escándalo afectará duramente a VW, que tenía previsto salir de una fuerte puja de poder y despejar dudas sobre su dirección en una reunión de supervisión el viernes, en la que tomaría decisiones sobre una nueva estructura de la compañía y su área gerencial.

Las acciones de VW caían 19.98% a 129.95 euros, tras tocar un mínimo de tres años de 125.40 euros.

Los papeles de Porsche SE, compañía que controla el 51% de las acciones comunes de VW, también se derrumbaban cerca de un 20%, mientras que el índice del sector automotriz europeo caía 4.5%.

El tema de las emisiones está generando más problemas para VW, cinco meses después de que el ex presidente Ferdinand Piech renunció en una lucha de poder sobre la estrategia de la empresa.

El grupo alemán también está enfrentando temas operativos como la caída de las ventas en China y los esfuerzos por impulsar las ganancias de su marca VW.

 

Siguientes artículos

China es el nuevo ‘enemigo’ del peso
Por

Después que la Fed aplazó el alza de tasas, la atención en los mercados se centrará en el desempeño de China y los demás...