Este año, Adele se convirtió en la ganadora de los premios Grammy mejor pagada, con ganancias equivalentes a los 80.5 millones de dólares (mdd) durante 2016 por su tercer álbum de estudio 25 y la gira correspondiente, de acuerdo con la lista de Forbes.

Lee más aquí: Los músicos mejor pagados del mundo en 2016

A pesar de no ser la candidata con más nominaciones, la cantante británica conquistó una de las noches más importantes de la industria de la música y consiguió los cinco Grammys por los que competía, quedándose con los tres más importantes: canción del año y grabación del año por el temaHello, además de álbum del año por su disco 25.

Además, se convirtió en la primera artista en la historia en ganar estos tres galardones dos veces en su carrera.

PUBLICIDAD

Beyoncé, que poseía nueve nominaciones, sólo se llevó sólo dos premios, el de mejor álbum urbano contemporáneo por Lemonade y el de mejor video por “Formation”; no obstante, fue ovacionada por sus presentaciones en el escenario durante la gala musical.

 

Adele, superior a Beyoncé (según el Big Data)

Previo a la ceremonia del domingo por la noche, un equipo universitario se dedicó a analizar las ventas de los discos de Adele y su éxito actual. Analytics @American, el programa de maestría en análisis de negocios de la American University, estudió los datos de la compañía de investigación Nielsen SoundScan de 2000 a 2015, período en el que se evidencia el liderazgo de Adele sobre otros artistas.

En el caso de álbumes más vendidos anualmente, cada título se mide en ventas promedio diarias durante el período en que estaba disponible. Por lo tanto, el álbum 25 de Adele, lanzado el 20 de noviembre de 2015, se convirtió en el disco más vendido del año en sólo seis semanas. Vendió más de 7.4 millones de copias en dicho período, con un promedio diario de ventas de más de 175,000. Esto es, lo equivalente a tres veces el promedio diario de ventas de cualquiera de los álbumes más vendidos en los últimos 15 años, superando así el disco 1989 de Taylor Swift que alcanzó el promedio diario de ventas de 50,000 en 2014.

Cortesía de [email protected]

El gráfico es aún más dramático cuando se limita sólo a CDs vendidos, con un promedio de ventas por día de 120,000, cifra muy superior a las registradas por los anteriores discos mejor vendidos, como la banda sonora de la película Frozen y el álbum The 20/20 Experience de Justin Timberlake. Beyoncé ni siquiera figura en las listas.

Otros hallazgos de la investigación confirman que las tendencias pueden influir en las votaciones de los premios Grammy, así como en las decisiones de los buscadores de talentos de futuras estrellas:

  • Adele llega a personas que tradicionalmente no compran música. Una quinta parte de los consumidores que compraron o intentaron comprar el álbum 25 de Adele en 2015 se identificaron como “no compradores de música”. Las compañías discográficas también están analizando este tema en particular porque quieren descubrir y promover estrellas con mayores posibilidades de extender su atractivo musical a tantas personas como sea posible.
  • Adele es agradable. Ha conquistado las carteras de los consumidores a través de sus corazones. Cincuenta y cinco por ciento de los fans dijeron que la cantante británica es “alguien con quien podrían identificarse”.
  • Adele muestra el valor de espaciar los discos y de no inundar el mercado. Alrededor del 72% de los que compraron el álbum 25 de Adele dijeron que los cuatro años transcurridos desde su último disco, los hizo ” querer comprarlo aún más”. Por supuesto, 21 fue el álbum más vendido por dos años consecutivos.

El éxito de Adele va en contracorriente de la disminución prolongada de ventas de discos, sobre todo en su forma física. Mientras que los ingresos mundiales se han mantenido constantes o incluso en aumento, las ventas de CDs han disminuido especialmente. A pesar de esto, el disco 25 todavía vendió 1,000,000 de copias en tres semanas diferentes —el único álbum que alguna vez lo ha hecho— y desbancó al álbum No Strings Attached de NSYNC para establecer un récord de ventas de álbumes de una sola semana en 3.37 millones.

Los datos analizados del éxito de Adele, o lo que llaman “Adelytics” en  la Kogod School of Business, forman parte de los análisis dedicados a descubrir el comportamiento del consumidor. Su papel en los Grammys ya fue visto, coronando a Adele como la ganadora indiscutible de los premios de la edición de este año. Los ejecutivos de la industria de la música estarán buscando estrellas con cualidades similares, no sólo por su voz y grandes canciones, sino también por su personalidades agradable y su capacidad de llegar a quienes no acostumbran comprar música.

La ceremonia anual de los premios Grammy se desarrolló la noche del domingo en Los Ángeles, California, donde además se realizó un tributo al fallecido cantante George Michael y un homenaje a otro fallecido icono de la música: Prince.

 

Siguientes artículos

Mexicano en la NASA se prepara para ‘ir’ a Marte
Por

El estudiante de la UNAM y ahora investigador de la NASA analizará la radiación del planeta rojo, a través de una misión...