La constructora explicó que las revisiones a su nota son parte del proceso de reestructura que enfrenta.

 

Los ajustes a la calificación de la deuda quirografaria y de certificados bursátiles de Urbi son requerimientos técnicos que son necesarios ante el proceso de reestructura al que se enfrenta, explicó la firma en un comunicado.

Este martes, Moody’s Investors Service ajustó las calificaciones de su programa de Certificados Bursátiles con vencimiento en 2014 y deuda senior quirografaria en escala nacional a ‘Ca.mx’, de ‘Caa2.mx’, así como su calificación de familia corporativa y deuda senior quirografaria en escala global, moneda extranjera a ‘Ca’ de ‘Caa2’.  Estas calificaciones permanecen en revisión a la baja.

PUBLICIDAD

De la misma forma, Fitch Ratings  ajustó las calificaciones de familia corporativa de ‘C’ a ‘RD’ (default rating) en escala global y escala nacional, así como la calificación de su programa de Certificados Bursátiles con vencimiento en 2014 de ‘C(mex)’ a ‘D(mex)’. Asimismo, Fitch confirmó las calificaciones de sus bonos denominados en dólares en ‘C’.

“Estos ajustes son técnicamente requeridos ante el proceso actual de reestructura que estamos viviendo en la empresa y las decisiones que estamos tomando en ese marco de trabajo”,  comentó  Selene Ávalos, directora de planeación de finanzas de Urbi.

La ejecutiva afirmó que la firma trabaja sus asesores en concluir el análisis financiero y generar una propuesta global a todos los acreedores financieros; “el trato equitativo a todos ellos es una prioridad”, afirmó.

En su comunicado, Moody’s indicó que seguirá monitoreando de cerca la dirección estratégica y estructura de capital que podría adoptar la Compañía, así como la recuperación de los tenedores de bonos en general, en caso de llevar a cabo algún plan de reestructura. En tanto, Fitch indicó que las calificaciones serían revisadas una vez que la Compañía anuncie y ejecute los siguientes pasos en relación a su proceso de reestructura de deuda.

Urbi incumplió el 19 de abril con el pago de intereses por 6.4 millones de dólares correspondiente a la emisión de bonos que vencen en el 2016. Después, a finales de ese mes se acogió a tres días de gracia para el pago de intereses por 3.9 millones de pesos, que este lunes confirmó no pagaría.

 

Siguientes artículos

Washington, culpable del bajo crecimiento en EU
Por

El secretario del Tesoro, Jack Lew acusó al gobierno federal de poner frenos al desarrollo económico.   Reuters...