A pesar de que la economía alemana se expandió menos que lo previsto, analistas apuntan a un alza del 2.2% en 2014, apoyada por una mejora en el panorama económico global y un mercado laboral estable.

 

Reuters

BERLIN  – La economía alemana creció un 0.4% en el 2013, menos que lo previsto y su peor desempeño desde la crisis financiera global en el 2009, mientras que la fuerte demanda local apenas contrarrestó parcialmente el continuo impacto negativo de la depresión en la zona euro.

PUBLICIDAD

Aún así, economistas dijeron que los datos esconden la fortaleza subyacente de la mayor economía de Europa, que según dijeron podría crecer en hasta un 2.2% en 2014 a medida que una recuperación global impulsa las exportaciones y las bajas tasas de interés generan un repunte en la inversión.

La estimación preliminar del Producto Interno Bruto (PIB) de la Oficina Federal de Estadística, se compara con un pronóstico promedio obtenido en un sondeo de Reuters entre 18 economistas de una expansión del Producto Interno Bruto (PIB) del 0.5%.

La oficina dijo que la economía probablemente creció en casi un cuarto de punto porcentual en el último trimestre del 2013, en línea con la expansión del PIB de un 0.3% en los tres meses anteriores.

“Bajo la superficie de un crecimiento inferior a la tendencia, la historia de éxito económico continuó dado que el desempleo se mantuvo bajo (…) el consumo privado siguió con su tendencia alcista e incluso la inversión mostró sus primeras señales de vida”, dijo Carsten Brzeski de ING.

“Con la mejora del panorama económico global, libros de pedidos llenos, reducidos inventarios y un mercado laboral estable, todos los elementos para otro sólido desempeño en el crecimiento de la economía alemana están ahí”, agregó.

Recientes datos a futuro han sido sólidos. La confianza empresarial, del consumidor y de inversores alcanzaron máximos de varios años durante el mes pasado, mientras que los pedidos industriales subieron en noviembre.

“Esperamos un crecimiento en el 2014 de un 2.2%. Pero existen riesgos ahí afuera”, dijo Christian Schulz, economista de Berenberg, al citar la continua vulnerabilidad de Alemania a cualquier resurgimiento de la crisis de la zona euro.

La zona euro también está mostrando señales de recuperación. Datos mostraron el martes que la producción industrial en el bloque de la moneda común aumentó en noviembre a su ritmo más veloz en casi cuatro años, aunque algunos estados, incluyendo la segunda mayor economía, Francia, siguen enfrentando dificultades.

 

 

Siguientes artículos

Crece superávit comercial de zona euro en noviembre
Por

La oficina de estadísticas Eurostat informó que la región obtuvo un beneficio de 17,100 millones de euros, debido a que...