Aprender es mucho más que una relación transaccional entre alumno y profesor. El aprendizaje mas poderoso ocurre cuando ambos – estudiante y profesor – están buscando un entendimiento mas profundo. En el 2020, ¿que podemos hacer para ser estudiantes de “toda la vida”? ¿Cómo fomentamos el estudio continuo y la sed de aprender que, según muchos expertos, destaca al líder innovador y las empresas del futuro?

Es importante acordarse que el aprendizaje no se encuentra solamente en las aulas de las escuelas o de las universidades. Es algo activo de todos los días. Muchos movimientos artísticos y intelectuales tienen sus raíces en lugares como cafés, ferias y eventos de networking. Se puede encontrar un nuevo conocimiento o idea en artículos de interés, un capítulo de un libro, un seminario dado en una reunión de emprendedores, o una conversación con un mentor. El aprendizaje no es pasivo – es activo. Es “prender” algo – lo mismo que hace un “em-prendedor” cuando desarrolla su idea de negocio.

Oliver Sacks en su libro “Everything in Its Place” (un libro recomendado por David Willows, de International School of Brussels) describe como la biblioteca era su lugar para aprender, de explorar, de descubrir porque tenia un ambiente especial que no encontraba en las aulas y en ser el “pasivo estudiante.” Muchas veces me pregunto: “como se puede lograr aprender algo nuevo si siempre consumo el mismo contenido de los demás?” Leer una variedad de temas y disciplinas nos abre la mente. Hay que buscar, encontrar, y absorber el conocimiento para que el aprendizaje sea personal y activo.

Cultivar un ambiente para aprender es clave también. Los fundadores de los mejores colegios del mundo – incluso la emprendedora americana M Crist Fleming que fundó las escuelas TASIS en Europa – tienen en común la convicción de que el lugar tiene que ser no solo apto sino también hermoso para aprender. Un ambiente donde se respira la inspiración y la creatividad y la búsqueda de nuevas ideas es donde se aprende mejor. Dónde vivimos, trabajamos y aprendemos tienen que inspirar ideas y aprendizaje. Es por eso que hay mucho potencial en educación en línea precisamente porque existe la posibilidad de elegir el ambiente mas conducente y apto para aprender. 

Aprender es arte. Peter Drucker (escritor y gurú de “management”) decía que liderar organizaciones es un “arte liberal”: “liberal” porque se trata de los fundamentos del conocimiento, auto-conocimiento, sabiduría y liderazgo; “arte” porque se desarrolla a través de la aplicación y la práctica – de cuestionar y explorar y admitir que no sabemos todo. 

Aprender es un arte esencial para líderes hoy en día. Seamos estudiantes que exploran, cuestionan, forman, y buscan mejores soluciones para nuestras organizaciones y la sociedad. Así construimos empresas del futuro.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @ClarkEsther

Blog: Hipona Consulting

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

No te pierdas: Retos del liderazgo 2030

 

Siguientes artículos

Qué expectativas tienen los mexicanos de los vehículos interconectados
Por

Quienes transitamos en la ciudad de México o en alguna de sus carreteras, estaríamos muy felices de conducir un auto que...