El Gobierno de Macri había propuesto este mes un pago de unos 6,500 mdd para terminar con la batalla legal con los bonistas conocidos como “holdouts” porque no aceptaron los canjes de deuda.

 

Reuters

PUBLICIDAD

Los principales acreedores enfrentados con Argentina por la cancelación de deuda impaga dijeron el miércoles ante la justicia de Estados Unidos que llegaron a un acuerdo de 5,000 millones de dólares (mdd) para resolver un conflicto que mantenía al país marginado de los mercados globales de capitales.

El representante de los fondos dijo que aún faltan detalles para cerrar un trato que será un hito para el nuevo Gobierno argentino, ya que daría oxígeno a una economía que sufre una elevada inflación y un estancamiento de la actividad debido a la escasez de inversiones.

“Hemos llegado a un acuerdo desde el jueves sobre las condiciones económicas con Argentina”, dijo Matthew McGill, un abogado que representa a los acreedores Elliott Management y Aurelio Capital Management, en una audiencia ante un tribunal federal de apelaciones en Nueva York.

McGill describió el acuerdo como una “transacción de 5,000 mdd”, aunque agregó que las partes necesitan tiempo para concluirlo más allá de la fecha límite del lunes impuesta por Argentina.

“Si tenemos un poco de tiempo podemos concluir el acuerdo”, dijo.

El Gobierno de Macri había propuesto este mes un pago de unos 6,500 mdd para terminar con la batalla legal con los bonistas conocidos como “holdouts” porque no aceptaron los canjes de deuda impulsados años antes por Argentina.

Los fondos Montreux Partners y Dart Management, entre otros, aceptaron una oferta que representa un descuento de entre un 27.5% a un 30% para los acreedores que presentaron demandas por unos 9,000 mdd.

“El acuerdo es la condición necesaria para que la economía empiece a recuperarse”, explicó Maximiliano Castillo, director de la consultora ACM, en Buenos Aires.

Los activos de Argentina recortaban levemente sus pérdidas el miércoles tras el anuncio de un acuerdo del país con los principales acreedores que mantenían una larga disputa judicial en Estados Unidos por deuda impaga.

Argentina declaró una cesación de pagos cercana a los 100,000 mdd en el 2002, en medio de una grave crisis económica y social.

El ministro argentino de Hacienda, Alfonso Prat-Gay, precisó el lunes que la suma en manos de acreedores que habían quedado fuera de los dos canjes de deuda ofrecidos por Argentina totaliza alrededor de 20,000 mdd.

 

Siguientes artículos

Instagram atrae a más de 200,000 anunciantes
Por

En junio, Instagram abrió su plataforma a 200 anunciantes, y para septiembre habilitó la aplicación para cualquier firma...