La vicepresidenta Kamala Harris es la reemplazante más probable del presidente Joe Biden si abandona su candidatura presidencial para 2024, y aunque las encuestas sugieren que la debacle del debate parece haber dañado la posición de Biden frente al expresidente Donald Trump, a Harris no le va mucho mejor contra el expresidente y, en algunos casos, le va peor.

HECHOS CLAVE

Una serie de encuestas realizadas a raíz del debate muestran que Harris tiene un desempeño aproximadamente igual que Biden contra Trump (que lleva meses liderando al presidente por un estrecho margen); algunas encuestas muestran que Harris tiene una ligera ventaja sobre Biden y otras muestran que Biden supera a Harris en un hipotético enfrentamiento con Trump.

Harris también tiene mejores resultados en las encuestas que otros demócratas comúnmente considerados como candidatos de reemplazo de Biden, si las elecciones se celebraran hoy, pero las encuestas no tienen en cuenta cómo meses de campaña podrían cambiar las percepciones de los votantes sobre muchos de los candidatos menos conocidos que no tienen el beneficio del reconocimiento de nombre a nivel nacional como Harris.

Harris supera a Biden y a otros tres candidatos potenciales que se barajan para reemplazarlo en un enfrentamiento hipotético contra Trump, pero aun así perdería ante el expresidente por dos puntos, según una encuesta de CNN/SSRS (margen de error 3,5) realizada del 28 al 30 de junio que también encontró que Biden perdería ante Trump por seis puntos.

Una encuesta de YouGov realizada del 3 al 6 de julio contradice los hallazgos de CNN/SSRS: más demócratas e independientes que se inclinan por los demócratas prefieren a Biden sobre Harris como candidato, 47% frente a 32%, mientras que el 21% dijo que no estaba seguro (margen de error 4).

Una encuesta de Reuters/Ipsos publicada el 2 de julio (margen de error de 3,5) también encontró que Harris perdería ante Trump por un punto, pero Biden está empatado con Trump, mientras que cuatro gobernadores que han sido propuestos como posibles reemplazos de Biden (la gobernadora de Michigan, Gretchen Whitmer, el gobernador de California, Gavin Newsom, el gobernador de Kentucky, Andy Beshear, y el gobernador de Illinois, JB Pritzker) tienen un desempeño peor que Biden y Harris contra Trump.

Un análisis de las encuestas de Five Thirty Eight encontró que las probabilidades de Harris de ganar el Colegio Electoral contra Trump son ligeramente mejores que las de Biden (38% contra 35%), pero cuando se incorporan varios factores económicos y políticos, además de las encuestas, Five Thirty Eight encontró que las probabilidades de Biden de ganar en estados clave y el Colegio Electoral contra Trump son mejores que las de Harris: 48% contra 31%.

La firma de encuestas demócrata Bendixen & Amandi encontró que Harris supera al expresidente por 42% a 41% (margen de error 3,1) en una encuesta publicada el martes y obtenida por primera vez por Politico, mientras que Biden, Whitmer y Newsom siguen a Trump.

NÚMERO GRANDE

2.1. Esa es la diferencia de puntos que Trump tiene con Biden, según el promedio de encuestas de Five Thirty Eight , en comparación con los 0,7 puntos del 28 de junio, el día del debate.

DATO SORPRENDENTE

La exsecretaria de Estado Hillary Clinton (que no se encuentra entre los demócratas que se mencionan comúnmente como posibles reemplazos de Biden) vencería a Trump por un margen ligeramente más amplio, 43% a 41%, según la encuesta de Bendixen & Amandi. Cuando la encuesta probó los reemplazos de Biden con potenciales compañeros de fórmula, una fórmula con Clinton en la cima y Harris como candidata a la vicepresidencia superó todos los demás escenarios hipotéticos de reemplazo de Biden, mostrando que superaban a Trump por 43% a 40%. La exprimera dama Michelle Obama (otra perspectiva de reemplazo poco probable) también superaría por lejos a Harris, Biden y otros reemplazos potenciales contra Trump, según la encuesta de Reuters/Ipsos que mostró que ella lidera a Trump por 50% a 39%.

QUÉ TENER EN CUENTA

Si bien Harris es el reemplazo más probable de Biden, algunos expertos y demócratas prominentes han planteado la idea de una “mini primaria” si Biden se retira, en la que los candidatos podrían competir por los delegados de Biden a través de una serie de eventos de alto perfil patrocinados por el partido, como debates y cabildos abiertos.

TANGENTE

Harris tiene muchas ventajas: se beneficia del reconocimiento de su nombre y podría hacerse cargo sin problemas de los 91 millones de dólares de la campaña de Biden, ya que ya está en su lista. Pero conlleva algunos riesgos , incluida una serie de críticas poco halagadoras sobre su desempeño como vicepresidenta, informes de disfunción en su oficina y índices de aprobación relativamente bajos.

ANTECEDENTES CLAVE

Biden ha rechazado los llamados a que se haga a un lado en la carrera y ha lanzado un esfuerzo de limpieza para revivir su candidatura a raíz del debate, incluyendo sentarse para una nueva ronda de entrevistas con los medios, movilizar a sus aliados en el Congreso y rechazar públicamente, y con firmeza, los llamados para que renuncie. Los esfuerzos parecían estar funcionando un poco en los demócratas del Congreso hasta el martes. Desde que regresaron a Washington el lunes de su receso por vacaciones, ningún legislador adicional ha pedido a Biden que renuncie y al menos uno, el representante Jerry Nadler, demócrata por Nueva York, se retractó de un llamado que supuestamente hizo en privado para la renuncia de Biden en la carrera, diciendo a los periodistas el martes que la insistencia del presidente en quedarse fue un “factor decisivo”.

Este artículo fue publicado originalmente por Forbes US.

Te puede interesar: AMLO y Sheinbaum trabajan en conjunto en la elaboración del presupuesto público de 2025

 

Siguientes artículos

Beryl Texas
Tormenta Beryl mata a tres personas y deja sin electricidad a 2.7 millones en Texas
Por

La tormenta tropical Beryl trajo al sureste de Texas, la muerte de tres personas, inundación de carreteras y cierre de p...