Notimex.- La Asamblea Mundial de la Salud iniciará mañana lunes, de acuerdo a como lo ha hecho cada mayo, pero en un formato abreviado de sólo un par de días en lugar de cinco y en videoconferencias, con el tema del nuevo coronavirus en el centro.

Se trata de la reunión número 73 donde delegados de los 194 países miembros de la Organización Mundial de la Salud (OMS) debaten desde temas administrativos hasta los asuntos centrales de la salud mundial, este año sólo la pandemia por el nuevo coronavirus.

Descarga gratis la edición impresa de Forbes México

De acuerdo a la agenda, la reunión espera un mensaje de su director general sobre la respuesta que se ha dado a la pandemia, así como el posicionamientos de los delegados respecto al mismo tema.

Al terminar esta ronda los trabajos no serán clausurados sino suspendidos para tratar de reabrir la agenda en algún momento del resto de este año y si la pandemia lo permite.

Pero el tema que podría desbordar la discusión es la exigencia de Estados Unidos para que este organismo, con sede en Ginebra, investigue el papel de China en el origen y expansión de la nueva cepa de coronavirus cuya existencia reportó a fines de diciembre a la OMS.

En Estados Unidos se ha pasado de acusar que el SARS-CoV-2, responsable de la COVID-19, fue creado en un laboratorio de la central ciudad china de Wuhan, a denunciar que Beijing se demoró en avisar de su existencia, lo cual impidió aplicar a tiempo las medidas de contención.

Como forma de presión, el presidente estadounidense Donald Trump anunció el pasado 14 de abril la suspensión de los fondos que otorga al organismo por su mal manejo de la pandemia y luego demandó que investigue el papel de China en la expansión de los contagios.

Empero, la posición de Washington no puede entenderse fuera del enfrentamiento que sostiene con Beijing, el cual desde fines de 2018 le llevó a iniciar una guerra comercial que para el último trimestre de 2019 había derrumbado las expectativas de crecimimiento económico del mundo.

Ahora, por la pandemia, esas previsiones se han tornado negativas y el mundo apenas espera la recuperación económica para 2021.

Tampoco puede quedar de lado la búsqueda de la reelección del mandatario republicano en los comicios de fines de año, donde su caracterización del país asiático como responsable de muchos males estadounidenses, busca ganar votos.

En el campo sanitario, el mundo ha comenzado a salir de manera gradual del confinamiento que aplicó para contener la pandemia pero en el marco de una “nueva normalidad”, ya que la derrota del coronavirus no se ha dado.

De hecho, en China, que ya reanudó sus actividades productivas y levantó confinamientos, todo en forma gradual, existe nueva alerta por casos recientes de contagios que le han obligado de reiniciar la vigilancia con carácter estricto.

 

Siguientes artículos

AMLO Palenque
AMLO celebra ‘recuperación’ de la economía y agradece a Walmart y Femsa
Por

El presidente agradeció a las empresas por cubrir sus adeudos fiscales por miles de millones de pesos,

También te puede interesar