El banco central de Europa expresó menos temores por Grecia, argumentando que los riesgos estaban contenidos y que el acuerdo de rescate, de alcanzarse, reafirmaría la confianza en toda la zona euro.

 

Reuters

PUBLICIDAD

La volatilidad del mercado financiero de China podría tener un impacto mayor de lo previsto sobre la frágil recuperación económica de la zona euro, mientras que un alza de tasas en Estados Unidos también podría sumar vientos en contra, dijo el Banco Central Europeo (BCE) en las minutas de su encuentro de julio.

La recuperación económica de los 19 miembros de la zona euro siguió moderada y gradual, en línea con pronósticos previos, pero este era un resultado “decepcionante” pues el PIB real siguió sólo cerca de los niveles de 2008 mientras que Estados Unidos registró un repunte significativo, dijo el BCE en las minutas de su reunión del 15 y 16 de julio, divulgadas el jueves.

El riesgo de que el crecimiento sea menor de lo previsto continuaba, dijo, con algunos datos, como una decepcionante producción industrial en la primavera boreal, apuntando a debilidad e incertidumbre remanentes.

“En particular, los acontecimientos financieros en China podrían tener un impacto mayor de lo previsto, dado el papel prominente de este país en el comercio global”, dijo el BCE.

“Este riesgo podría reforzarse por los efectos negativos de los incrementos de tasas de interés en Estados Unidos sobre el crecimiento de las EME – economías de mercados emergentes”.

La bolsa de valores de Shanghái cayó más de 20% en el mes que transcurrió hasta el encuentro de julio del BCE y el panorama de crecimiento de China pareció empeorar aún más en días recientes.

La moneda china se debilitó en alrededor de 4% en los tres últimos días, mientras que el crecimiento en la segunda mayor economía del mundo se moderaría desde 7.4% en 2014 a 7% este año, el menor ritmo en un cuarto de siglo.

Pero el BCE expresó menos temores por Grecia, argumentando que los riesgos estaban contenidos y que el acuerdo de rescate, de alcanzarse, reafirmaría la confianza en toda la zona euro.

 

Siguientes artículos

3 razones para olvidar el optimismo económico en 2015
Por

La inversión y la producción industrial se debilitaron en el segundo trimestre y las perspectivas no mejoran para la seg...