Las bolsas de té liberan miles de millones de micropartículas, incluso sueltan más microplásticos que muchos envases de otros alimentos, señaló un estudio de la Universidad de McGill.

Una bolsita de té utilizada en agua produce alrededor de 11.6 millones de microplásticos y más de 3 mil millones de nanoplásticos, estos últimos son invisibles para el ojo humano, según la información fue obtenida por los investigadores de dicha casa de estudios.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) afirmó que las botellas, bolsas y envases de loción sueltan pequeños pedazos de plástico al agua de todo el mundo, lo cual puede llegar a ser un riesgo para la salud de los humanos. 

Los microplásticos pueden ser producto de la erosión de desechos plásticos más grandes. Estudios han detectado que el %80 de las fuentes mundiales de agua cuentan con contaminación de microplásticos. De igual manera los alimentos y el aire tienen este tipo de micropartículas. 

Con información de Bloomberg.

Te recomendamos: Lluvia, nieve y hasta en el hielo ártico, microplásticos invaden el planeta

 

Siguientes artículos

Costa Rica, a la espera de la ansiada electromovilidad
Por

Costa Rica se enorgullece de tener una matriz energética limpia. No obstante, el desarrollo de un transporte sostenible,...