México se ha convertido en la última década en uno de los más importantes centros logísticos del mundo gracias a los múltiples hubs y centros de intercambio existentes en territorio nacional.

 

En uno de los últimos reportes sobre competitividad global presentados en el Foro Económico Mundial, se señala que México ocupa apenas el lugar 65 entre 144 economías en materia de calidad general de infraestructura y logística; algo que el Gobierno Federal desea cambiar en los próximos años con el Programa de Inversiones en Infraestructura en Transporte y Comunicaciones 2013- 2018.

PUBLICIDAD

El programa contempla inversiones públicas que incentivarán la participación de capitales privados proyectando una inversión, tanto pública como privada, de más de 1,282 billones de pesos de los cuales 582 mil millones corresponderán a infraestructura y transporte mientras que 700 mil millones a telecomunicaciones.

Sobre esto hay que destacar el crecimiento real de 48.3% que se prevé de inversión pública y privada en el sector durante la presente administración, en comparación con el periodo 2007-2012.

Entre los hubs más importantes en donde se planea incrementar el presupuesto para aumentar la infraestructura está Guadalajara, Monterrey, Mérida, Hermosillo, Mazatlán y Querétaro, entre otros.

Y es precisamente en este último, la llamada ‘Puerta al Bajío’, donde se encuentra ubicado el hub aéreo doméstico de DHL Express México, que concentra poco más del 20% del volumen total de las operaciones de la compañía alemana en el país.

Con una inversión de 14.2 millones de dólares, desde octubre de 2014, está considerado como el Centro de Operaciones Aéreas más avanzado y único en su tipo en América Latina. El Air Hub de Querétaro es capaz de procesar más de 9 mil piezas por hora y más de 70 toneladas de paquetes al día.

Desde 2010, año en que inició sus operaciones, ha quintuplicado su superficie pasando de 2,319 m² a 10,500 m² incrementado así su capacidad de operación hasta en un 250%.

De acuerdo con información difundida por DHL, compañía que opera desde hace 35 años en México y que cuenta con más de 3,900 empleados en territorio nacional, estas instalaciones juegan un papel preponderante pues les permite contar con la movilidad para desplazarse y eficientar los tiempos de tránsito lo que permitirá impulsar el comercio internacional beneficiando a los emprendedores mexicanos.

En Querétaro, la empresa alemana opera 15 rutas terrestres así como 12 vuelos diarios que conectan a todo México con ciudades como Monterrey, Chihuahua, Mérida, Mazatlán, Culiacán, Hermosillo, Cancún, Ciudad Juárez, Tijuana, Los Cabos, La Paz y Villahermosa; además de un vuelo internacional desde y hacia el hub de DHL en Cincinnati, Estados Unidos.