Este tipo de medidas protege a las economías de políticas monetarias, fiscales y cambiarias expansivas en otros países, señaló el ministro de Hacienda brasileño.

 

Reuters

 

PUBLICIDAD

WASHINGTON  – El ministro de Hacienda de Brasil, Guido Mantega, dijo el viernes que los mercados emergentes podrían tener que aplicar medidas no convencionales de control de capital para protegerse de políticas monetarias, fiscales y cambiarias expansivas en otros países.

El ministro, que participa en las reuniones semestrales del Fondo Monetario Internacional (FMI) y del Banco Mundial en Washington, instó además al FMI a apoyar esas medidas de control.

Mantega dijo que él ve el riesgo de una crisis prolongada pese a todos los esfuerzos del G-20, el grupo de las principales economías mundiales, y de otros foros internacionales. El funcionario expresó su preocupación por el conjunto de políticas macroeconómicas en la mayoría de los países avanzados.

Para él, la política fiscal expansiva puede ser más eficaz que la política monetaria como instrumento para estimular la demanda y la actividad, al tiempo que sostuvo que el programa de estímulo japonés puede ayudar a la economía global si el Gobierno adopta otras medidas.

El ministro calificó de “osado” el plan con el que el banco central del país asiático inyectará efectivo a  la economía en menos de dos años para combatir la deflación.

Más temprano, el ministro de Finanzas de Alemania, Wolfgang Schaeuble, dijo que la política monetaria expansiva no debe ser permanente y que Tokio también debe implementar reformas estructurales.

 

Siguientes artículos

Japón descarta debilidad provocada en el yen
Por

La deuda pública de Japón, que duplica el tamaño de su economía, es la mayor entre los más importantes países industrial...