En 2014, Estados Unidos adoptará una nueva modalidad para su sistema de cuentas nacionales, la inversión en Investigación y Desarrollo se convertirá en un gasto contabilizable y eso generará un empujón inercial en el crecimiento, pero ¿qué más implica este ‘cambio trivial’ para otras economías?

 
Las cuentas económicas, como las conocemos en los sistemas de cuentas nacionales, son producto de Simon Kuznets premio nobel de economía en 1971 por su contribución a las teorías del crecimiento, la econometría y el desarrolló de las cuentas en que se descompone el PIB permitiendo el estudio detallado de la macroeconomía en los años cuarenta.

Este desarrollo era necesario para poder poner a prueba las hipótesis de la revolución macroeconómica que inició Keynes con la Teoría general del dinero, interés y la renta y que se extendería en el mundo por los trabajos de Alvin Hansen, John Hicks, Paul Samuelson y el mismo Simon Kuznets.

Desde los tiempos de Kuznets, el método estándar para calcular el tamaño de una economía ha sido el estimar el PIB partiendo del sistema de cuentas nacionales.

PUBLICIDAD

Las economías típicamente se miden por cuánto es gastado por consumidores, empresas y el gobierno. En el caso de Estados Unidos, por convención ha dejado fuera algunos tipos de gasto de las empresas como el de investigación y desarrollo (I+D) y los costos relativos a la producción de arte y entretenimiento, trabajos literarios entre otros; la razón es que en su momento solo deseaba considerar gastos “fijos” y duraderos y estas categorías fueron clasificadas históricamente como transitorias y no parte regular del proceso de producción.

Pero este pasado mes de julio el US Bureau of Economic Analysis (BEA) realizó un anuncio que tendrá importantes repercusiones en las proyecciones económicas y en los cálculos del tamaño de las economías de los países. Este organismo decidió recalcular el PIB de Estados Unidos y modificará el sistema de cuentas a partir de 2014 empleando todos esos rubros que dejó fuera en los tiempos de Kuznets.

El resultado es fascinante al considerar el valor de la I+D, el arte, los procesos de innovación y demás, la economía de los Estados Unidos creció sin realizar ninguna acción de política económica en más de 560,000 millones de dólares, más de 3.5% con respecto al tamaño usando las cuentas tradicionales.

Tomando esto en cuenta la pregunta obvia es: ¿Qué importancia tiene un cambio “trivial” de contabilidad? y la respuesta es nada trivial, este cambio no sólo asegura que la economía de Estados Unidos seguirá un poco más tiempo siendo la más grande del mundo, sino que le da un espacio mayor de maniobra a la administración de Obama, sin realizar nada en específico, el tamaño del gasto público es ahora un porcentaje menor del PIB, la deuda pública también de pronto es más baja en relación al PIB y quizá lo más importante este cambio: el interés de Estados Unidos de impulsar en mucho mayor medida la innovación como motor de crecimiento, impulsando la productividad conforme busque que las industrias altamente dependientes de la I+D forman una parte más grande de su economía.

Adicionalmente este pequeño cambio también tendrá un efecto secundario en el mundo, otras economías en el mundo pronto comenzarán a adoptar la misma medida para armonizar sus cuentas y facilitar las comparaciones internacionales. También para poder obtener algunos beneficios políticos sin duda y este cambio continuo en los años por venir causará discrepancias importantes en las proyecciones y predicciones económicas.

Para las agencias de gobierno esto no implica ningún problema seguramente, sin embargo para los tomadores de decisiones fuera de los círculos económicos deberán tener mucho cuidado al elaborar proyecciones y usarlas para tomar decisiones pues los movimientos en los sistemas de cuentas harán que muchas de las proyecciones que hacemos fallen sobre todo el próximo año.

La innovación y la Investigación y Desarrollo están tomando cada vez más importancia en los discursos y planes económicos de los países como México, si nosotros realizamos un cambio en nuestras cuentas y le damos un mayor énfasis a esos rubros ¿qué tanto incrementara el tamaño de nuestra economía? si es poco es una señal muy clara de una de nuestras carencias más grandes.

 

Siguientes artículos

Tecnología limpia, la nueva clave para la vida cotidiana
Por

La tecnología limpia se ha convertido en un futuro probable para el país, incluso dio origen a una nueva cultura de inno...