¿Ha estado sentado en un café o en una sala de espera y voltea a ver a su alrededor? Si se fija, cada vez hay más personas que utilizan un protector de pantalla especial que limita el ángulo en el que se puede ver la pantalla para mantener una mayor privacidad ante los ojos ajenos. ¿Y desde el interior de la computadora? ¿Alguien nos estará viendo o escuchando?

El espionaje por la webcam es real, se puede dar mediante un software oculto o la instalación de malwares, por mencionar algunos. Y no solamente puede ser una computadora, una tableta o un teléfono inteligente el afectado; ha habido casos en los que hasta los monitores para bebés o consolas de videojuegos han sido vulnerados por hackers.

¿Y cómo prevenir el espionaje por webcam? Los métodos de prevención son varios:

  • El cobertor de cámara web: Este es el método preferido por los profesionales ya que consiste en una pequeña barrera plástica que se pega sobre la cámara y permite correr el cobertor cuando se vaya a querer utilizar la cámara. La única desventaja es que pueden afectar el cierre normal de la computadora portátil, por ello hay que medir primero el espesor disponible cuando la notebook esté cerrada. Otra desventaja es que tal vez el micrófono pueda estar captando el audio.
  • Cinta adhesiva: Este es el más simple, pon una pegatina oscura sobre el ojo de la cámara, pero ten cuidado de que podrías dañar tu equipo. Nuevamente está el riesgo de que el micrófono siga activo.
  • Desactivación desde el sistema operativo: Entra a la configuración de sistema y busca en la opción que te permite ajustar los controles de privacidad. Ojo, hay que tener en cuenta que si un atacante obtiene acceso administrativo al equipo puede volver a habilitar la cámara.
  • Desactivación en BIOS: El Binary Input Output System (BIOS), es un software que reside en un chip instalado en la motherboard de la PC: Esta es quizás la opción más técnica, para deshabilitar webcams integradas que cuenten con esta opción en la BIOS. Es cuestión de reiniciar el equipo, entrar en la BIOS y desactivar la entrada la cámara. Esto es posible solo en algunos modelos, y hay que tener en cuenta que la mayoría de las webcams integradas usan el mismo módulo en placa que el micrófono por lo que no será posible desactivarlos por separado. Esta opción solo es recomendable para aquellos que deseen privacidad completa de vídeo y audio.

Por último, es importante no fiarse de la luz que indica que la cámara tiene actividad ya que expertos informáticos han demostrado que es posible hacer funcionar una webcam de forma remota sin activar la luz de notificación de encendido.

Además, hay que actualizar constantemente el sistema operativo, las aplicaciones y el antivirus; tener cuidado con los puntos de WiFi gratuitos; evitar descargas de sitios no seguros; tener precaución en la navegación de sitios en Internet y en la apertura de archivos y correos electrónicos. (Fuente: el sitio Mejortrato).

 

Contacto:

Twitter: @BurodeCreditoMX

Facebook: Buró de Crédito México

Página web: Buró de Crédito

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

La revolución de las startups y venture builders
Por

Vivimos tiempos de disrupción que retan a tomadores de decisión a cambiar su mentalidad para buscar nuevas ventajas comp...