Nina es la creación de la empresa Global Workplace Solutions (GWS), dedicada a identificar e investigar las tendencias de los lugares de trabajo para entender su impacto en el mundo laboral. A través de ella tratan de decodificar lo que podría ser un día de trabajo en 2040 e imaginar cómo podría estar articulada su vida laboral y familiar, con sus pasatiempos.

 

Nina es una chica “digirati”, es una persona que está en la madurez digital, es inno­vadora, también agrega valor a la empresa y la conduce hacia la trans­formación digital. Ella es capaz de combinar su visión transformadora, la buena gestión y el compromiso para materializar nuevas oportunidades.

PUBLICIDAD

Nina es la creación de la empresa Global Workplace Solutions (GWS), dedicada a identificar e investigar las tendencias de las oficinas para entender su impacto en el mundo laboral. Esta empresa fue adquirida hace unos meses por CBRE, con la intención de agregar más valor a los servicios inmobiliarios que ofrece a sus clientes blue chip.

GWS realizó el estudio Smart Workplace 2040, del que Nina es protagonista. A través de ella tratan de decodificar lo que podría ser un día de trabajo en ese año e imaginar cómo podría estar articulada su vida laboral y familiar, con sus pasatiempos.

Nina es emprendedora y artista. Ella sigue un patrón de trabajo no convencional y elige en dónde y cómo trabajar. Nina privilegia el trabajo desde la comodidad de su hogar y cuando es necesario trabaja en sitios provistos por sus clientes o empleadores. También puede acudir a algunas oficinas en modalidad coworking de las que puede rentar por hora. Nina es una persona muy sociable, con una vida familiar y una red de amigos muy activa. Ella se enfoca en su salud y bienestar y no vacila en mezclar sus actividades de esparcimiento con su poco convencio­nal patrón de trabajo. Ella es una brillante colaboradora que se basa en los fuertes lazos que ha formado con su red de expertos para desarrollar proyectos únicos y oportuni­dades de consultoría rentables, pero flexibles.

¿Tú, seguirás los pasos de Nina?

Da clic en la imagen para ampliar. grafico_officina_nina_buena

 

 

Siguientes artículos

Insectos comestibles, ¿emprendimiento millonario?
Por

Una empresa de Hong Kong consiguió sus primeros 100,000 dólares a fin de producir una ‘colmena’ para cultiva...