Sólo debes seguir 3 pasos para llevar a tu pyme la nueva generación de recursos integrados de seguridad de la información, un medio de hacer viables nuevas iniciativas de negocio y mejorar procesos importantes.

 

Por Vladimir Alem

En la actualidad, las pequeñas y medianas empresas (pymes) enfrentan las mismas amenazas y retos que las grandes redes empresariales en términos de seguridad de la información. Sin embargo, también afrontan el desafío que supone presupuestos limitados para los gastos de TI. En este sentido requieren un plan viable que garantice una seguridad completa contra los desafíos más avanzados de hoy en día, sin tener que gastar mucho tiempo o dinero.

PUBLICIDAD

El papel de la gestión de la red en una pequeña o mediana empresa es atendido a menudo por un profesional graduado solamente en un curso técnico, que tiene muchas funciones en la organización y por lo general no tiene tiempo, recursos o conocimientos suficientes para trabajar en las implementaciones y administraciones más complejas.

Afortunadamente, el problema de la seguridad de una red con estas características puede abordarse aprovechando las modernas tecnologías de seguridad de red. Los tres pasos a continuación describen los principales desafíos que enfrentan hoy estos administradores de redes y posibles soluciones para hacer frente a estos desafíos.

Paso 1. Crear capas para su seguridad, esto es, fortalecer su defensa frente a las nuevas amenazas en todas las capas. Cada año, los ataques a la red se vuelven más generalizados, oportunistas y difíciles de detectar. Los puntos de entrada a la red y los servidores públicos de contacto pueden incluir ahora computadores portátiles, de sobremesa y los teléfonos inteligentes de los empleados que tienen acceso a muchas de las aplicaciones y contenidos en la internet.

La solución está en una administración unificada contra amenazas, donde la mejor manera de proteger la red hoy en día es por medio de Firewall de Próxima Generación. Este conjunto integrado de soluciones es hasta hoy el último avance de seguridad de la red, ya que posee un nuevo nivel de inspección de tráfico de red que cruza toda la organización en niveles de aplicación. En pocas palabras, estos firewalls garantizan seguridad con más profundidad porque combinan la eficacia de diversos puntos de defensa para la protección de todas las capas de la red, mismo en las redes inalámbricas que tienen que lograr tener los mismos niveles de seguridad.

Paso 2. Debe ser sencillo, es decir, su reto es reducir el costo de la complejidad que va de la mano con el costo total que paga por la seguridad, ya que no se mide sólo en sus precios de adquisición, sino también por el costo de la instalación, uso, manejo y mantenimiento de su solución. Las empresas pequeñas y medianas no tienen que comprometerse con tecnologías complejas que requieren un largo entrenamiento, recursos complementarios y un sinfín de servicios de consultoría costosos de operar.

Para simplificar su tecnología, el equipo de seguridad moderna puede facilitar la configuración y gestión, utilizando características como interfaces basadas en web intuitivas y objeto de gestión basada en políticas; sincronización automática con directorios de usuarios existentes, y asistentes de configuración para facilitar su uso, diseñado para guiar a los usuarios a través de los pasos de configuración para los escenarios de red más comunes para diferentes tipos de implementación. Desde una oficina principal, hasta las pequeñas unidades o usuarios remotos.

Paso 3. Proteger y gestionar los dispositivos de punto final es fundamental, porque hoy en día su oficina es donde se encuentra: en casa, en el aeropuerto, en un café. Y los clientes o socios de outsourcing necesitan tener acceso a su negocio desde cualquier lugar. Usted no tiene control si los usuarios mantienen sus antivirus totalmente actualizados, o incluso si tienen uno. Son grandes las posibilidades que estos dispositivos pueden estar infectados con virus y otros programas maliciosos que pueden entrar en la red tan pronto como estos dispositivos se conecten con ella, ya sea a nivel local dentro de su edificio o de forma remota a través de VPN.

En este sentido, las nuevas técnicas de seguridad pueden verificar los diferentes dispositivos que buscan acceder a una red, y además determinar si están ejecutando recursos de seguridad actualizadas con la última base de firmas antes de conectarse a la red de forma remota a través de una arquitectura en nube que garantiza protección en tiempo real. Además, las tecnologías que combinan SSL VPN de acceso remoto seguro a los Firewalls de Próxima Generación, pueden garantizar un nivel de seguridad adicional, ya que la conexión está autorizada para su red con cable e inalámbrica, que garantizan así la protección contra amenazas avanzadas.

Estos puntos son fundamentales para el escenario de las pymes en el sentido de traer una nueva generación de recursos integrados de seguridad, sin agregar costos innecesarios para estas compañías que tienen que garantizar más competitividad en sus rubros y donde la seguridad es un medio de hacer viables nuevas iniciativas de negocio y mejorar procesos importantes. O sea: una mejor seguridad, para negocios mejores.

 

Vladimir Alem es Brand Manager para América Latina de Dell SonicWALL.

 

Contacto:

Twitter: @DellLatAm

Facebook: DellLatinoamerica

Blog: Dell

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

México, sin capacidad para crecer más de 3% en el sexenio
Por

Los factores de riesgo internacional complican el escenario de crecimiento para el país en el mediano plazo, advierte la...