La población del planeta está envejeciendo rápidamente, así que más vale ir pensando en cómo ser un adulto mayor independiente, capaz de ejecutar las acciones de la vida diaria con la menor dificultad posible.

 

La definición de la OMS (Organización Mundial de la Salud) de adulto mayor es aquella persona mayor de 60 años. Otras definiciones consideran que se es adulto mayor hasta después de los 65 años de edad.

De cualquier manera, la realidad es que la población del planeta está envejeciendo rápidamente.

PUBLICIDAD

Se sabe que en 2013 en el mundo había 841 millones de personas ancianas, y para 2050 se estima que serán más de 2,000 millones, es decir, una de cada 4 personas será adulto mayor. Para 2047 habrá más ancianos que niños. ¿Has pensado qué edad vas a tener en ese año? ¿Vas a ser parte de ese sector de la población? ¿Cómo va a estar tu salud para entonces? ¿Cómo serán tus condiciones de vida?

De acuerdo con Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (Ensanut) 2012, para el año 2050 en México el 28% de la población será anciana, y actualmente en México el 7.3% de la población de adultos mayores no cuenta con ninguna protección en salud, y los demás están divididos en IMSS, ISSSTE, Pemex, Sedena y SPSS, además de atención privada. Probablemente para ese año haya menos protección en salud.

El problema que se ha visto actualmente –y se está comenzando a estudiar– es que no nos estamos preparando correctamente para esta situación. Las personas están viviendo más: se estima que para ese año la expectativa de vida será de 85 años, siendo ahorita de 75, pero también se estima que para entonces la mayoría de las enfermedades que se presenten en estas personas sean de las crónico-degenerativas (diabetes, hipertensión, enfermedades cardiovasculares y secuelas de caídas).

Así que hay que ir pensando en envejecer con una buena salud. Y buena salud en la vejez se define como la capacidad de ejecutar las acciones de la vida diaria con la menor dificultad posible, es decir, bañarse, vestirse, preparar los alimentos, tener mínimo esparcimiento. Y, por supuesto, esto se dificulta si la persona llega a la edad mayor con alguna enfermedad crónica, porque probablemente requerirá oxígeno, ayuda para vestirse, para asearse, etc.

Actualmente en nuestro país se han observado las principales dificultades de los adultos mayores, que en un futuro (tu futuro) serán similares.

  • Riesgo de caídas.
  • Deterioro visual y auditivo.
  • Demencia / deterioro cognitivo.

Todas éstas limitan la independencia de la persona y favorecen la soledad y el aislamiento.

Se ha empezado a realizar campañas para promover el envejecimiento sano y activo de la población, pero se han dejado atrás algunas acciones importantes que nosotros, como adultos productivos, tenemos que ir pensando, porque será a lo que nos enfrentemos en unos 40 años.

Hay que ir pensando en mantener la independencia de los ancianos, haciendo más amigables las ciudades, los medios de transporte público y los espacios públicos. Además hay que empezar a cuidarnos más, porque, no sé tú, pero para el 2050 la mayoría de la gente que conozco va a ser anciana. Tú, ¿cómo te estás cuidando para tu vejez?

¡Hasta la próxima!

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @marsimar

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Hay alternativa a cultivos en los que el país es obsoleto
Por

El té es uno de los nuevos mercados que se abren para la agricultura nacional. México produce los que se podrían llamar...

También te puede interesar