X
BREAKING
Avión de Copa Airlines aterriza de emergencia en el AICM
X
BREAKING
Avión de Copa Airlines aterriza de emergencia en el AICM

Las personas, empresas y gobiernos que toman mejores decisiones son exitosos. ¿Qué obvio, no? Y sin embargo, pocas veces revisamos los procesos de toma de decisiones. Sirva este ejercicio para cuestionarnos el cambio de gobierno y a nosotros mismos.

Emociones. ¿Tomo decisiones por temor, con tristeza, ira u orgullo, o las tomo con optimismo y deseo genuino de que nos vaya bien, a mi y a los demás? ¿Me estoy conectando con mi ego (beneficio ilusorio y temporal) o con mi Ser (beneficio real
para mí y para los demás)? ¿Ando en busca del aplauso y el reconocimiento o del verdadero beneficio y el largo plazo?

¿Qué emociones negativas me están estorbando en el proceso? ¿Cómo puedo detectar y eliminar esas emociones negativas? ¿Requiero de una terapia o una asesoría para eliminar el pesimismo, la paranoia o la inseguridad? ¿A quién escojo para que me ayude?

Seguridad en mí mismo. ¿Tengo la seguridad en mi mismo para aceptar a mi alrededor colaboradores mejor informados, con más experiencia y con más sabiduría que yo, o busco colaboradores sumisos e inseguros que me aplaudan en todo momento? ¿Fomento el debate productivo o lo suprimo?

PUBLICIDAD

Información. ¿Tengo suficiente información? ¿Me he asesorado bien? O por el contrario, me he dejado ilusionar o engañar por mí mismo y luego entonces, por los demás. ¿Tengo el conocimiento y la experiencia para tomar esta decisión? ¿Dónde y
cómo puedo subsanar esto? ¿He escuchado a los demás, me he escuchado a mí mismo? ¿Sólo me he escuchado a mí mismo, sólo he escuchado a los demás?

Riesgos, beneficios y salidas de emergencia. ¿Entiendo bien los riesgos de la decisión, para mí y para los demás? ¿Entiendo bien los beneficios? ¿Cómo puedo disminuir o neutralizar los riesgos? ¿Cómo puedo multiplicar los beneficios? ¿Qué
grado de riesgo quiero y estoy dispuesto a aceptar? ¿Cuál es el peor escenario, cuál es el mejor, puedo con ambos? ¿Cómo puedo crear salidas de emergencia en mis decisiones en escenarios muy negativos?

Filosofía de la vida. ¿Creo que todo lo debo controlar o entiendo que el mundo se auto-ordena? ¿Pienso que sólo con el sacrificio puedo lograr un beneficio o entiendo que puedo y merezco beneficios sin la necesidad de ser víctima? ¿Me desgasto hasta la muerte, la infelicidad o la enfermedad o creo un sistema que trabaje para mí y para los demás? ¿Pienso que sólo a la fuerza y con batallas se consiguen los resultados o busco el verdadero poder, el poder interno, el poder de la paz, el amor, la razón y la aceptación? ¿La vida está llena de maestros o de enemigos? ¿La vida es cambio, evolución y retos o desgracias, incertidumbres y malestar? ¿Me enfoco en el pasado o en el futuro?

Valor. ¿A qué cosas le doy valor? ¿Utilizo el dinero y el poder como instrumentos de transformación positiva para mí y para los demás o me he vuelto esclavo del poder y del dinero? ¿Quién controla a quién? Resultados. ¿Tengo claros los resultados deseados? ¿Los he cuestionado a fondo? ¿Son míos o son de otros? ¿Qué me dicen de mí mismo estos resultados deseados?

Complejidad. ¿Entiendo que interactúo con sistemas complejos, que las causas y los efectos no siempre están conectados como yo supongo? ¿Entiendo que mis supuestos siempre deben estar sujetos a prueba? ¿Cómo puedo poner a prueba y
aprender del sistema sin tener que pagar un costo alto?

Suerte y factores externos. ¿Entiendo que hay momentos en la vida en los que las cosas fluyen con facilidad y otros en los que todo parece complicarse? ¿Entiendo que quizá los resultados dependen de muchos factores que no están bajo mi control y
que no entiendo bien?

Sistema. Finalmente, ¿cómo puedo crear un sistema que tome mejores decisiones y que aprenda constantemente de sus éxitos y fracasos? ¿Cómo creo ese sistema para que no dependa de mí?

 

Contacto:

Twitter: @semaforodelito
Facebook: Semáforo Delictivo
Páginas web: Semáforo Delictivo / Semáforo Delictivo en México

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.