El índice de confianza del consumidor desestacionalizado en México se ubicó en 92.7 en febrero frente a 91.8 en enero, apuntando a que la lenta demanda interna podría estar despertando.

Reuters

La confianza del consumidor mexicano subió en febrero frente a enero, principalmente por la expectativa de una mejor situación económica en el hogar y por la posibilidad en el momento actual de comprar bienes duraderos, dijo el viernes el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

PUBLICIDAD

El índice de confianza del consumidor desestacionalizado en México se ubicó en 92.7 en febrero frente a 91.8 en enero, apuntando a que la lenta demanda interna podría estar despertando.

De los cinco componentes que integran el indicador, crecieron los referentes a la situación económica esperada del hogar dentro de doce meses y el de la posibilidad en el momento actual por parte de los miembros del hogar para efectuar compras de bienes durables.

En contraste, cayeron los rubros relacionados con la situación económica presente y futura del país, y el asociado a la situación económica actual del hogar.

El índice no ajustado por estacionalidad fue de 90.3 puntos durante el mes, con un alza del 6.8 por ciento frente al mismo mes del 2014, cuando se ubicó en 84.5 puntos.

 

Siguientes artículos

SAP recortará 2,250 empleos
Por

La empresa fabricante de programas informáticos redujo un porcentaje similar de puestos en 2014.