X
BREAKING
Tiroteo en Francia deja un muerto y varios heridos
X
BREAKING
Tiroteo en Francia deja un muerto y varios heridos

Por Félix Cárdenas / EGADE Business School* 

Los grandes retos esconden grandes oportunidades. No hace falta buscar fuera para encontrar emprendedores visionarios o empresas innovadoras que aporten soluciones globales. Cada uno de nosotros, y cada una de nuestras organizaciones, debemos tomar una actitud de empoderamiento para demostrar con evidencia tecnológica y de mercado que nuestras soluciones tienen tracción hacia resolver los grandes retos globales.

Hoy día estos retos representan enormes oportunidades en campos como las fuentes de energía alternativa, desastres naturales, afectaciones al medioambiente, sistemas de salud inefectivos, democratización de buenos sistemas de educación, gestión ineficiente de los gobiernos, inseguridad, escasez de alimentos y el pobre abastecimiento del agua, entre otros.

Aprovechemos que estamos viviendo la revolución 4.0 para hacer frente a estos retos con las tecnologías exponenciales que nos brinda, como la inteligencia artificial, la biología y la fabricación digital, la neurociencia, la nanotecnología, las redes y sistemas computacionales y la robótica. Esta revolución se caracteriza por la velocidad, el alcance y el impacto que tiene en los patrones de comportamiento del consumidor y las organizaciones. Somos miles de millones de personas conectadas por dispositivos móviles inteligentes con una capacidad de procesamiento sin precedentes y con acceso ilimitado al conocimiento.

PUBLICIDAD

También puedes leer: Nueva forma para administrar capital humano

A diferencia de las revoluciones industriales anteriores, la revolución 4.0 avanza a un ritmo exponencial en lugar de lineal. Adicionalmente, es disruptiva para casi todas las industrias; se estima que transformará la manera de vivir de miles de millones de personas. Su impacto será tan grande que es necesario complementar estas tecnologías exponenciales con prácticas transformacionales, tales como: data science, emprendimiento, liderazgo, gestión de organizaciones exponenciales, políticas de innovación, y ética. Nuestra probabilidad de solucionar los grandes retos globales será mayor si somos proactivos y hacemos uso de las tecnologías exponenciales con prácticas transformacionales en nuestras organizaciones.

La falta de visión y liderazgo puede ser responsable de que el 40% de las compañías líderes de la actualidad esté muertas en una década, debido a su inadaptabilidad a la hora de enfrentar los retos de la revolución 4.0. Esta transformación presenta una amenaza a sus ventajas competitivas tradicionales y, posiblemente, nuevos competidores identificarán y atenderán nuevas oportunidades de negocio que irán erosionando los modelos de negocio de las empresas líderes de hoy.

Incubadoras, aceleradoras, fondos CVC y startups ‘unicornios’

Algunas grandes compañías ya están innovando con tecnologías exponenciales, tanto dentro de sus organizaciones como fuera, mediante la innovación abierta. Uno de los modelos más usados por las grandes empresas se basa en la interacción con startups innovadoras gracias al establecimiento de incubadoras, aceleradoras o la obtención de fondos de Corporate Venture Capital (CVC, por sus siglas en inglés).

Estos fondos CVC permiten a los grandes corporativos obtener retornos estratégicos para poder adaptarse a los cambios de la revolución 4.0, además de alcanzar retornos financieros en sus inversiones, pues algunas de estas startups logran convertirse en unicornios, que son startups con una valuación superior a mil millones de dólares. Las startups ofrecen tecnologías y modelos de negocio disruptivos a las grandes empresas que buscan innovar para diferenciarse y establecerse ventajosamente ante la competencia.

Las grandes empresas en México comienzan a establecer incubadoras, aceleradoras y/o fondos de CVC. Cemex, Bimbo, Grupo Modelo, Telefónica, Cinépolis, Volaris, Axtel, CocaCola, Grupo Expansión, Hoteles City Express, Grupo Lala, Proeza, ArcaContal, FEMSA, Grupo Salinas y Banregio son algunas de las empresas que han comenzado a analizar iniciativas de impulso e interacción con startups.

También puedes leer: Quieres encontrar un propósito de vida, la tecnología te puede ayudar

En el país, el Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem) ha hecho un gran trabajo al elevar el número de fondos de venture capital de dos en 2006 a 55 en 2016, siendo esta actividad la que ahora cuenta con el mayor número de administradores de fondos (168) en la categoría de capital privado, de acuerdo con la Asociación Mexicana de Capital Privado (Amexcap).

Ahora les toca a los grandes corporativos mexicanos apoyar el emprendimiento. En Estados Unidos, cerca del 15 % de la inversión de capital emprendedor proviene de fondos CVC, según cifras de la National Venture Capital Association.

De esta forma, se tendrá más claridad sobre las prácticas y tecnologías que causarán mayor impacto en sus organizaciones, fomentando un ambiente de inversión y aceleramiento de startups para integrarlas a sus modelos de negocio, y así alcanzar sus metas de crecimiento y rentabilidad, logrando la supervivencia y trascendencia de las empresas. 

*El autor es director del Centro de Innovación y Emprendimiento Corporativo de EGADE Business School del Tecnológico de Monterrey.

 

Siguientes artículos

Mindfulness, vital para los líderes de hoy
Por

El Mindfulness está cada día más presente en la sociedad moderna. Empresas e instituciones se suman en la búsqueda de l...