Reuters.- Cada vez había más pruebas el viernes de que hubo una explosión en la presa ucraniana de Kajovka, en el sur de Ucrania, alrededor del momento en que se derrumbó, según informes de los servicios de inteligencia ucranianos, estadounidenses y datos sísmicos de Noruega.

El servicio de seguridad interior de Ucrania declaró el viernes haber interceptado una llamada telefónica que prueba que un “grupo de sabotaje” ruso voló la central hidroeléctrica y la presa de Kajovka, en el sur del país.

La fundación de investigación noruega Norsar informó de que los datos recogidos en las estaciones sísmicas regionales mostraban señales claras de una explosión.

Los satélites espía estadounidenses detectaron una explosión en la presa, según un funcionario estadounidense citado por el New York Times.

La destrucción de la instalación, que ha estado bajo control ruso desde el comienzo de la guerra, desató el martes inundaciones masivas, obligando a huir a miles de residentes y causando estragos medioambientales.

El Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU, por sus siglas en ucraniano) publicó un clip de audio de un minuto y medio en su canal de Telegram de la supuesta conversación, en la que se oye a dos hombres hablando en ruso sobre las consecuencias del desastre.

Lee más: ‘Ecocidio ruso’ contamina las aguas de Dniéper y amenaza con un brote de ántrax

Posible evidencia de explosión en la presa ucraniana de Kajovka

Reuters no ha podido verificar la grabación de forma independiente. Rusia, que ha acusado a Kiev de destruir la presa, no comentó de momento el contenido del audio.

“Ellos (los ucranianos) no la atacaron. Fue nuestro grupo de sabotaje”, dijo uno de los hombres en la grabación, que según el SBU es un soldado ruso. “Querían asustar (a la gente) con esa presa”.

“No salió según lo planeado, e (hicieron) más de lo previsto”.

El hombre también dijo que “miles” de animales habían muerto en un “parque safari” río abajo como resultado.

El otro hombre en la grabación expresó su sorpresa por la afirmación del soldado de que el Ejército ruso había destruido la central hidroeléctrica y la presa.

El SBU no ofreció más detalles de la conversación ni de sus participantes. Dijo que había abierto una investigación penal por crímenes de guerra y “ecocidio”.

“La interceptación por el SBU confirma que la central hidroeléctrica de Kajovskaya fue volada por un grupo de sabotaje de los ocupantes”, dijo el SBU en un comunicado. “Los invasores querían chantajear a Ucrania volando la presa y escenificaron una catástrofe provocada por el ser humano en el sur de nuestro país”.

El funcionario estadounidense dijo que los satélites equipados con sensores infrarrojos detectaron una firma de calor consistente con una gran explosión.

Norsar dijo en un comunicado que los datos de una estación sísmica en Rumania mostraron actividad que indica una explosión a las 2.54 hora local del martes, lo que coincide con los reportes de los medios de comunicación sobre el momento del colapso de la presa.

Suscríbete a nuestro canal de YouTube

 

Siguientes artículos

Cuba China Estados Unidos
Preocupa a EU la connotación militar de la presencia china en Occidente
Por

El WSJ publicó esta semana que Cuba ha firmado un acuerdo millonario con China para la instalación de un centro de espio...