Un par de índices de gerentes de compras reportados el miércoles se mantuvieron por encima del umbral de 50 que divide la expansión de la contracción.

 

Reuters

PEKIN.- El sector de servicios de China creció modestamente en junio, con la vasta industria de la construcción actuando como un lastre en la producción, en una nueva señal de que la segunda mayor economía del mundo está perdiendo impulso.

PUBLICIDAD

Un sector de servicios mediocre no ayudará a amortiguar una desaceleración más profunda en el sector manufacturero en momentos en que los líderes de China parecen reacios a aliviar la política monetaria para apuntalar el crecimiento.

Un par de índices de gerentes de compras (PMIs, por su sigla en inglés) reportados el miércoles se mantuvieron por encima del umbral de 50 que divide la expansión de la contracción, pero las lecturas no fueron lo suficientemente fuertes como para calmar las preocupaciones sobre la desaceleración de China.

Las bolsas de Asia extendieron sus pérdidas después de conocerse los datos.

“El ritmo de crecimiento subyacente probablemente se esté debilitando para los sectores de servicios, sumado a una ralentización del crecimiento en la manufactura”, dijo Qu Hongbin, economista jefe para China de HSBC.

El PMI principal de servicios publicado por la Oficina Nacional de Estadísticas cayó a un mínimo en nueve meses de 53.9 en junio desde 54.3 de mayo, y la lectura de un sondeo de Markit/HSBC mejoró levemente a 51.3 desde 51.2 en mayo.

“La leve caída en el sector de servicios se debió principalmente a una baja estacional en la industria de la construcción”, dijo Cai Jin, vicepresidente de la Federación de Logística y Compras de China (CFLP, por sus siglas en inglés), en un comunicado que acompañó a los datos.

El subíndice de la construcción cayó a 59.3 desde 62.2 en mayo. La CFLP conduce la encuesta oficial junto con la Oficina Nacional de Estadísticas.

Una industria de creciente importancia, el sector de servicios correspondió aproximadamente a la mitad de la economía china el año pasado, y superó en el 2011 a las industrias como el mayor empleador en el país.

A diferencia de las industrias chinas, que se han visto golpeadas por el debilitamiento de la demanda internacional y doméstica así como por un exceso de capacidad, las firmas de servicios sólo están expuestas a la debilidad local y generalmente se desempeñan mejor que las empresas de las manufacturas.

Sin embargo, los economistas advirtieron que tarde o temprano la desaceleración de la actividad manufacturera y el endurecimiento de las condiciones económicas también afectarán al sector de servicios.

“El empleo va a empeorar en los próximos meses, no va a mejorar”, dijo Zhou Hao, economista de ANZ en Shanghái. “Las ganancias empresariales están disminuyendo y están invirtiendo menos. ¿Cómo puede mejorar el empleo?”, agregó.

 

Siguientes artículos

Wall Street cae levemente antes de feriado
Por

Las buenas noticias del mercado laboral estadounidense no compensaron totalmente el difícil contexto global.   Reut...