En el formato de respuestas ante usuarios de Internet cuenta mucho la técnica. Lo primero es responder de manera clara, concreta, auténtica, propia. En esta ocasión, los candidatos no podrán abusar de la demagogia o la retórica, usar chismes o descalificaciones, tampoco no pueden ni deben ser evasivos, mucho menos repartir culpas.

Habrán de responderle a un usuario y a través de él (ella) conectarse con miles de ciudadanos que se hacen la misma interrogante. En el caso del lenguaje no verbal, cada uno de sus movimientos, reacciones, posturas, gestos y micro-expresiones nos indicarán su concentración, capacidad de reacción, seguridad, transparencia e integridad en la respuesta.

El objetivo de este formato es atraer a las audiencias de las redes sociales, en línea y/o internautas más allá de los votantes tradicionales. En consecuencia, los candidatos, tendrán enfrente a influyentes, administradores de comunidades, líderes de opinión; todos con capacidad de secuela, burla, análisis que representan todo un reto comunicacional.

El tercer debate nos permitirá leer e interpretar la calidad y contundencia en el uso de los datos, el manejo de imprevistos y la forma de controlar a sus adversarios. Todos los anteriores, son factores y recursos claves para un político.

PUBLICIDAD

En el formato de preguntas, es necesario no usar frase hechas. Todo debe hacerse como si fuera un dialogo individual con un internauta y al mismo tiempo, contestándole a todo tipo de usuarios en red. Cada votante que envío una pregunta debe exigir también que se le atienda. Un verdadero estadista no trae apuntes, sabe, conoce, entiende la realidad cotidiana; debe disponer de información sustantiva, actualizada y suficiente para darle curso a las inquietudes ciudadanas.

Todos los temas no deben ser vistos sólo como una serie de ocurrencias o salidas al paso. Lo que deben reflejar los candidatos es que tienen una idea clara de lo que significan las responsabilidades del gobierno, que van a implementar políticas públicas, programas y a desarrollar acciones de gobierno eficientes y efectivas.

Tan solo la problemática ecológica es terrible. Los expertos mundiales urgen a cambios sustantivos y señalan que estamos a tres años del punto de no retorno. Cientos de especies se extinguirán en los próximos meses, las zonas estériles de los mares seguirán expandiéndose; radiación solar, calentamiento global, plásticos, metales pesados, contaminación del aire, subsuelos y la tierra, cáncer y daño renal, simplemente imparables.

En la raíz de todo, la corrupción, despojos, indiferencia, complicidades y explosión demográfica, entre otras cosas. Además de un reto, el rescate del medio ambiente requiere de un liderazgo radical que promueva un cambio cultural profundo y que pueda mover a toda la sociedad a una cruzada nacional de la que dependen el crecimiento económico, el bienestar social, la salud y la propia sustentabilidad del país en su conjunto.

Los problemas en el tema de la educación también son muy complejos: La competitividad, desarrollo y la movilidad social tienen que abordarse. ¿Qué pueden decirnos los candidatos? la respuesta no está en grillas sindicales, becas, privilegios o prebendas.

Toda cuestión educativa tiene que ver con el futuro, por lo tanto, el tercer debate debe servir para ponderar visiones, proyectos, formatos, contenidos, roles, metodologías, capacidades, habilidades, emprendimiento, instituciones, mercados, agentes de cambio.

Hay mucho que hacer para despojar a la educación de mitos y leyendas. Es la hora de liberar todo lo que nuestro país pueda generar para transformar, actualizar y potenciar el crecimiento cultural, científico y crítico de la población. Hay que romper con el sentido paternalista, proteccionista y mediocre para darle paso a la independencia, autodeterminación y asertividad educativa.

El tiempo del debate con la sociedad es aquí y ahora, hay que responderle a los mexicanos desempleados cuando tendrán oportunidad de sumar su capacidad y talento, que se hará para evitar el nepotismo, la discriminación, la corrupción y el acoso laboral por ejemplo.

Para el público en línea, también habrá que mostrar recursos como standupero, términos, léxico, atracción, articulación de propuestas e ideas con flujos de contenidos en red. En palabras claras, mostrar inteligencia y habilidad sin ser arrogante, pero informado y claro a la primera y de manera entretenida, cordial.

Por si fuera poco, las respuestas deben salir a la primera, aquí no hay ensayos previos, es lo que te toque. Además, no puedes aburrir, tienes 30 segundos para convencer, para estructurar, precisar e informar. Las redes sociales tienen una superestructura propia, vamos a ver de que están hechos los candidatos.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @CapitolCComm

Facebook: Capitol Consulting & Communication S.C.

Página web: Capitol Consulting & Communication

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Éstas son las propuestas de educación de los candidatos presidenciales
Por

Durante el tercer y último debate presidencial de estas campañas, se pondrá el tema en la mesa, por lo que será el escen...