Los riesgos en torno a una eventual aceleración de la inflación mexicana deben ser vigilados, especialmente si se presentan efectos de segunda ronda en la formación de precios, dijo el subgobernador del Banco de México.

 

 

PUBLICIDAD

Reuters

Una severa depreciación del peso mexicano representa un riesgo importante para la inflación, y la recuperación de la economía local podría generar presiones en la demanda, dijo el jueves el subgobernador del banco central, Manuel Sánchez.

Los riesgos en torno a una eventual aceleración de la inflación mexicana deben ser vigilados, especialmente si se presentan efectos de segunda ronda en la formación de precios, dijo Sánchez, según una presentación que dio ante la Cámara mexicana de Comercio en Chicago, difundida por internet.

El peso se ha debilitado en los últimos 12 meses más de 23% frente al dólar, según datos de Reuters.

Las empresas mexicanas han advertido que podrían tener que comenzar a subir sus precios en caso de persistir la aguda depreciación del peso, elevando la presión para que el banco central de México eleve sus tasas de interés pese a la debilidad de la economía.

Las autoridades financieras locales reforzaron la semana pasada su defensa de la castigada moneda, multiplicando el monto de dólares que venden diariamente al mercado después de que el peso registrara en días recientes una racha de mínimos históricos.

 

 

Siguientes artículos

Los memes: definición, esencia y poder
Por

¿Las ideas pueden ser infecciosas? Libertad, justicia, comunismo, religión y capitalismo, lo son. Y los memes difuminan...