El semáforo de desabasto de los empresarios gasolineros sigue en rojo en ciudades de Jalisco, Estado de México, Guanajuato y Querétaro.

“Tenemos zonas muy delicadas como Toluca, Guadalajara, Querétaro, León, Silao e Irapuato con afectaciones importantes”, dijo el presidente de la Organización Nacional de Expendedores de Petróleo (Onexpo), Roberto Díaz de León, en entrevista.

El gobierno ha enviado miles de pipas a los estados afectados, además ha reabierto pero los consumidores han mostrado que estos esfuerzos aún son insuficientes.

El representante gasolinero comentó que, a pesar de las afectaciones, el gremio mantiene su apoyo a la estrategia del gobierno de Andrés Manuel López Obrador contra el robo de combustible.

PUBLICIDAD

Te interesa: 

AMLO revela corrupción en compra de 700 pipas con Peña Nieto

La ola de desabasto comenzó con la estrategia gubernamental, que involucró a 14 dependencias, contra el huachicoleo, delito que costó 66,700 millones de pesos durante 2018.

“Es importante considerar que existe una red clandestina de abasto paralela de combustible, y que la solución también debe voltear a ver esa red, incluso el ‘huachimenudeo'”, comentó.

El presidente de Onexpo reconoció que en el Valle de México, particularmente en la capital, el semáforo cambió de rojo a amarillo.

Díaz de León comentó que Pemex ha ayudado a normalizar suministro y aseguró que no ha habido favoritismos en el abasto.

También pidió piso parejo para gasolineros con abasto local y foráneo, particularmente para aquellos que tienen que ir por combustible a una terminal lejana para que entren en el rol de abasto sin que tengan que formarse.

Ahora lee:

Gobierno busca contratar 2,000 choferes de pipas; sueldo: $29,000 al mes

 

Siguientes artículos

Venta de gasolina robada casi igualaba a la legal: Rocío Nahle
Por

La secretaria de Energía indicó que el desabasto de gasolina en el país se dio porque dejó de venderse el combustible ro...