Por Alma Solís / Corresponsal

Los diarios panameños La Estrella de Panamá y El Siglo se salvaron de un cierre casi inminente luego que la oficina del Tesoro de los Estados Unidos les otorgara una licencia de seis meses en la cual les permite hacer negocios con empresas y ciudadanos estadounidenses por seis meses más.

La licencia la recibieron 10 horas con 50 minutos antes que venciera el permiso de operación. Esta sería la tercera licencia desde que su mayor accionista, el empresario libanes-panameño Abdul Waked, se encuentra en la OAFC, conocida como la Lista Clinton, por supuestamente estar relacionado desde abril de 2016 a casos de lavado de dinero.

La Lista Clinton, cuyo nombre oficial es Specially Designated Narcotics Traffickers o SDNT list), es como se le conoce a la lista negra de empresas y personas que Estados Unidos vincula a redes de lavado de dinero proveniente del narcotráfico.

PUBLICIDAD

Puedes leer: ¿Por qué sobreviven los periódicos?

La lista es emitida por la Oficina de Control de Bienes Extranjeros (Office of Foreign Assets Control (OFAC)) del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos, creada en octubre de 1995 por el presidente Bill Clinton, como parte de una serie de medidas para combatir las drogas y el lavado de activos. El hecho de estar en ella prohíbe a las empresas estadounidenses y sus ciudadanos a tener un intercambio comercial con las empresas o personas dentro del listado.

El diario La Estrella de Panamá es el segundo más antiguo de la región latinoamericana, ya que fue fundado en 1867, lo que le da una edad de 167 años y fue adquirido por Waked en 2006 y El Siglo un par de años antes.

Ambos diarios representan una fuerza laboral de 250 personas actualmente, casi la mitad de lo que representaban en abril de 2008 cuando ingresó Waked a la lista Clinton.

Otros negocios del empresario recibieron licencias también como el centro comercial Soho Mall. Actualmente las acciones del centro comercial se encuentran depositas en un fideicomiso y se espera la venta del mismo luego que Waked cediera las acciones; un proceso que ya se vivió con los almacenes Felix B. Maduro que pertenecían a Grupo Wisa, propiedad de Waked, y que fue vendido a las empresas Farmacias Arrocha de capital panameño y grupo Diunsa de Honduras.

 

Siguientes artículos

Huawei se alía con Google y Amazon para crear el teléfono del futuro
Por

La compañía china quiere unir el mundo digital con el físico a través de un teléfono capaz de sentir y permanentemente c...