Vivimos los tiempos del tirano Donald Trump y cuesta trabajo asimilar este amargo pasaje de nuestra historia. Pero la vida continúa y el instinto de supervivencia nos obliga a reinventarnos, un ejemplo de este cambio de mercados es lo que experimentan empresarios de Jalisco y de la región del occidente de México que buscan ser un ejemplo en diversificación de sus ventas al extranjero pues ya alistan innovadoras plataformas de exportación para los mercados del sur del continente.

De hecho, desde el año 2015, el Consejo Mexicano de Comercio Exterior (Comce) de Occidente, que preside Miguel Ángel Landeros Volquarts, trabajaba en la consolidación de un centro logístico en el Puerto Libre de Colón, Panamá, para que las pequeñas y medianas empresas (Pymes) de Jalisco, Colima y Nayarit puedan exportar su mercancía al mercado latinoamericano.

Obvio que cuando se concibió este proyecto no se consideraba un escenario catastrófico como el que representa el efecto Trump, pero lo cierto es que el organismo empresarial cuenta con un espacio físico que albergará los productos hechos en México para facilitar su distribución en los mercados de Centro y Sudamérica.

Ahora me entero que en las próximas semanas comenzarán las primeras pruebas piloto con al menos 30 empresas de esta región. Este hecho cobra mayor relevancia derivado de la coyuntura actual y de lo incierto del futuro de los productos mexicanos en el mercado norteamericano.

PUBLICIDAD

Así las cosas, las Pymes mexicanas tienen una gran oportunidad en esa región del sur. Es a través de una plataforma como esta que pueden acceder a esos mercados de manera segura y efectiva.

Se sabe además que dicho proyecto en el Canal de Panamá, busca además impulsar las exportaciones de las pequeñas y medianas empresas que no tienen la capacidad económica ni logística para abrir nuevos mercados internacionales para sus productos. El puerto seco les permitirá reducir costos a las Pymes exportadores hasta en 40%.

Los agrupados al Comce Occidente trabajan en el modelo digital y empezarán a hacer pruebas en estos días, esto incluye el modelo de carga logística, envío, almacenamiento, presentación comercial y seguimiento de inventarios. Además se buscará aprovechar el Tratado de la Alianza del Pacífico en el que están México, Perú, Chile y Colombia. Aunque en principio, este proyecto beneficia las Pymes exportadoras de las tres entidades que lo conforman, la intención es poder convertirlo en un proyecto nacional.

 

Giro de timón de 380 grados

Para dar un cambio de timón a las exportaciones es bueno saber que actualmente Bancomext ofrece financiamiento a necesidades superiores a 3 millones de dólares, con una visión sectorial, es decir, este enfoque es el que permite a las empresas acceder a esquemas de financiamiento a la medida, con conocimiento especializado del sector y créditos a largo plazo.

Y para poder acceder a grandes proyectos globales que no necesariamente tengan que ver con el Tratado de Libre Comercio de América del Norte, este organismo encausa y asesora a los emprendedores mexicanos que deseen incursionar en otros países y sectores.

Sectores Tradicionales

  • Automotriz
  • Eléctrico-Electrónico
  • Energético
  • Maquila y naves industriales
  • Transporte y logística
  • Turismo

Nuevos Sectores

  • Aeroespacial
  • Minero-Metalúrgico
  • Telecomunicaciones

Supongamos que usted ya ubicó un sector al que quiere incursionar, en este caso automotriz, Bancomext lo guía para reunir el perfil que requiere para recibir apoyo financiero dirigido a empresas del sector, en industria terminal o dentro de la cadena de proveeduría, mediante créditos y garantías para la producción, inventario, comercialización e inversión de mediano y largo plazo, ya sea con financiamiento directo o por medio de la banca comercial.

Para obtener créditos con Bancomext los requisitos son:

  • Ser una empresa legalmente constituida.
  • No encontrarse en estado de insolvencia, concurso mercantil o suspensión de pagos.
  • Presentar buró de crédito sin incidencias.

Es bueno saber que las exportaciones mexicanas, pese a los vaivenes de los mercados, cerraron el año con un mayor dinamismo que no se veía desde hace 5 años y cuatro meses, pues tan sólo en diciembre del año pasado avanzaron 12.6% con relación al mismo mes de 2015.

Y aunque Estados Unidos ha sido el principal país al que México exporta sus mercancías, naciones como China, Alemania y Rusia ahora se perfilan para captar mercancías que dejarán de comercializarse en el vecino país por las restricciones arancelarias impuestas por Trump.

Así lo revela el reporte México-Perspectivas del Comercio Global de HSBC, donde asegura que pese a las atrocidades del presidente de Estados Unidos, ese país se mantendrá como el principal destino de las exportaciones mexicanas de bienes y servicios, como sucede actualmente.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @Raul_Curiel

Facebook: raul.curiel.148

Página web: dedalocomunicacion.com

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Venta de autos en México sube 3% en enero
Por

Los fabricantes de autos, General Motors y Nissan, bajaron su participación de mercado en el primer mes del 2017, al lle...