La guerra de las aplicaciones de transporte con auto privado en México está a punto de recibir a un nuevo contendiente. Easy Taxi, la compañía que hasta ahora había brindado servicios de transporte on demand sólo con taxis concesionados, alista su entrada a un segmento que hasta ahora sólo tenía a dos competidores: Uber y Cabify.

“México es la tercera mayor operación en número de viajes para nosotros, representa alrededor de 20% de nuestro negocio, ahora queremos entrar en el segmento de los autos privados”, dijo en entrevista con Forbes México Jorge Pilo, Co-CEO de Easy Taxi, y explicó que la empresa tiene algunas semanas desplegando un programa piloto en la Ciudad de México y que tiene en el radar ampliar el servicio a Monterrey y Guadalajara.

Entre los principales alicientes para lanzar un servicio de auto privado en la Ciudad de México se encuentra la regulación vigente en la materia. “Muchas ciudades de América Latina trabajan en regulaciones para nivelar el campo para todos los competidores, para eliminar las zonas grises, México ha sido una ciudad pionera, está marcando la pauta.”

Pilo explicó que por el momento no hay un apartado dedicado al auto privado dentro de la aplicación de Easy Taxi, pero si el usuario solicita un servicio y elige pagar con tarjeta de crédito, “es probable que reciba un auto privado”. Una vez que la modalidad gane tracción, la compañía le dará su propio espacio en la app.

PUBLICIDAD

La entrada de Easy Taxi al segmento de autos privados se da en un momento en el que Uber tiene más poder que nunca. Los 77 millones de dólares (mdd) que se, estima, ha levantado la compañía brasileña en 6 rondas de financiamiento, están en mejor posición de competir con los más de 9,000 mdd financiamiento levantado por Uber que los 23 millones que Cabify ha recaudado.

Esas reservas de efectivas nunca habían sido tan importantes. Uber ha conseguido un nivel de capital sin precedentes, su nivel es tal que sus competidores de otras latitudes ya han comenzado a crear frentes comunes para hacerle frente. “No le tenemos miedo a Uber, lo que encontramos en algunas ciudades es que hay falta de claridad”, dijo Pilo sobre la regulación, “lo que se ha propuesto en algunos lugares es des regularizar el mercado del taxi, ésa es un área a la que podrían voltear a ver las ciudades de la región”.

 

Lo que viene es el colectivo OnDemand

Easy Taxi ya trabaja en programas piloto de carpooling en Brasil y Colombia, sus dos mercados más grandes (cada uno representa una tercera parte de su negocio), una modalidad que resulta conveniente para todos, afirma Pilo: “El conductor recibe más dinero, también nosotros, y sacamos autos de las calles, cuando compartes el coche carrera todos ahorran.”

Y aunque el carpooling puede ser una idea atractiva para muchas personas, Easy Taxi tiene la mira puesta en un transporte de verdad colectivo: “¿Qué pasaría si enviáramos una van para 8 o 12 personas a Santa Fe?, hay una gran oportunidad de negocio ahí”, y la empresa podría comenzar a realizar pruebas piloto en breve, dijo el CEO.

Otra de las áreas naturales de acción para compañías de transporte privado son los servicios de última milla, como la mensajería y paquetería, algo que Easy Taxi ya ha puesto en marcha en Colombia, a través de Tappsi (la empresa con la que se fusionó en noviembre de 2015) y busca ampliar a Caracas.

“Ya tenemos una base de empresas con las que trabajamos, quienes envían muchos documentos, pero no es un mercado nacional, sino local, lo que funciona una ciudad en otra podría no hacerlo”, así que por el momento aún valoran la viabilidad de lanzar un servicio de este tipo.

Lo que la empresa sí tiene claro es el mapa de ruta que seguirá en el futuro. “2015 fue un año súper bueno, crecimos globalmente más de 50%”, dice Pinto, y detalla que sólo en diciembre del año pasado realizaron 8 millones de viajes en Latam, con más de 500,000 conductores registrados. “2013 fue el año de la creación y en el que afinamos el servicio, en 2014 crecimos, en 2015 monetizamos y este 2016 queremos alcanzar el punto de equilibro”, dijo.

 

Siguientes artículos

Janet Yellen
No crea en la Fed: malas noticias son malas noticias
Por

Que la Fed prometa inyectar más liquidez al mercado, y así aumentar la especulación en el mercado de bonos, no es una bu...