El ABC para invertir en bienes raíces

Foto: Reuters.

Integrar bienes raíces como parte de la diversificación de sus inversiones es una opción viable. Si se hace una correcta elección (en la inversión) la ventaja es la obtención de utilidades de hasta 30%, en un periodo promedio de tres años.

 

Bajo las condiciones en que se encuentran los mercados financieros, en que predomina la incertidumbre -bajas tasas de interés, pronunciada volatilidad en los mercados accionarios y gran inestabilidad en las principales divisas- es que algunos inversionistas comienzan a voltear a ver otras formas de inversión, no financieras, para evitar ver deteriorado su patrimonio.

Algunos se refugian en metales preciosos como el oro, otros en Bienes Raíces como terrenos, casas, edificios, departamentos o tiempo compartido.

La inversión en inmuebles debe considerarse como un complemento más que una forma de desplazar a otros instrumentos de inversión, es parte de la diversificación de una cartera. El porcentaje del patrimonio destinado a la compra de un Bien Raíz dependerá del monto del patrimonio. Por ejemplo, si alguien tiene cinco millones de pesos, el 50% sería perfecto. Quien decida invertir en un Bien Raíz debe acercarse a un profesional inmobiliario, pues hacerlo por su propia cuenta puede significarle problemas, pues hay que conocer con detalle documentación notarial y legal y las mejores zonas para invertir, con lo que se evita poner en riesgo su patrimonio.

 

Por dónde empezar

Se debe determinar la cantidad de dinero destinada a dicha inversión, considerar que se trata de una inversión de largo plazo (de dos a cinco años) y que no es líquida. A partir de un millón y medio de pesos es una cantidad aceptable para invertir en un inmueble, con menos de eso se reducen las opciones. Por otra parte, para generar plusvalía-diferencia al realizar la compra contra la venta de un Bien Raíz- debe dejarse madurar la inversión de tres a cinco años.

La plusvalía de un inmueble depende de que exista un gran proyecto inmobiliario, que la zona tenga proyectado tener importantes vialidades o que se convierte en una zona de moda; características que un asesor inmobiliario llega a vislumbrar.

 

Riesgos y beneficios

Tener necesidad de liquidez inmediata; que se pretenda vender por arriba del valor de mercado y considerar que el tiempo en que ser va a realizar la venta puede variar entre seis y doce meses son algunos de los riesgos que tiene invertir en Bienes Raíces.

En tanto que, si se hace una correcta elección la ventaja es la obtención de utilidades de hasta 30%, en un periodo promedio de tres años, pero depende del tipo de propiedad, del lugar donde se encuentre, del tiempo en que se asiente en la propiedad y que no hayan existido circunstancias adversas durante el tiempo en que haya tenido la propiedad.

 

Factores que deben considerarse

A nivel general, al invertir en Bienes Raíces se debe considerar que la propiedad esté inscrita en el Registro Público de la Propiedad, que conozca su situación fiscal, que puede escriturarse, que sea legalmente tramitable (que tenga escrituras), que no esté intestado, que identifique vicios ocultos de la propiedad y que se conozca la zona.

Por otra parte, se debe considerar que aproximadamente el 8% del valor de la propiedad va a corresponder a los gastos notariales y de impuestos. Por ello hay que acercarse a un especialista inmobiliario con larga trayectoria, debido a que desafortunadamente cualquier persona puede comprar o vender un Bien Raíz, pero sin ninguna experiencia o conocimiento. Un intermediario bursátil o de seguros necesita licencia para practicar, un asesor inmobiliario no, poniendo en riesgo el patrimonio.

 

Preventa

Adquirir un bien en preventa es una opción atractiva para invertir por los altos niveles de plusvalía, -si se adquiere un proyecto que está en maqueta o en plano cuyo valor en ese momento es de un millón de pesos, pero se sabe que al concluir el proyecto (en un año o año y medio) su valor aumentará a dos millones de pesos-, por ejemplo. Sin embargo, hay que considerar al desarrollador, investigando en Profeco, visitando sus oficinas y pidiendo recomendaciones; con lo cual se reduce el riesgo, aunque nunca se elimina.

 

Ciudades y estados atractivos para invertir

En la actualidad, las ciudades más estables del país que ofrecen mayor plusvalía para invertir, son: Puebla, Villahermosa, La Riviera Nayarita, San Pancho, Sayulita; ambos en Nayarit, Guadalajara y el Bajío. En las zonas conurbadas del D.F. se encuentran: Metepec, Calimaya (cercana a Metepec) y Pachuca. En el Distrito Federal las colonias Lindavista y Roma, tal vez todavía se pueden encontrar algunas zonas en la Anáhuac, pues las colonias cercanas a Polanco han tenido un boom importante. En Nápoles y Escandón puede haber muy buenas oportunidades de comprar algo en lo que te asientes o lo rentes dos años, y lo vendas después.

 

Remodelar para vender

Otra opción para invertir en Bienes Raíces es comprar para remodelar y vender, obteniendo utilidades de hasta el 30%. Una opción es la colonia San Rafael, pues hay casas espectaculares de los años 30 y 40. Cerca de Polanco están Anzures y Legaria que también han tenido un crecimiento impresionante.

 

Contacto

 

@coldwellmexico

www.coldwellbanker.com.mx

sandra_hendrix@coldwellbanker.com.mx