Seis de cada 10 personas desconoce las ventajas que ofrecen las Afores,  sólo  1% reconoce que es para tener una vida digna al dejar de laborar. Te presentamos los puntos clave para que planifiques tu retiro.

 

 

El retiro puede entenderse como el cese de actividades laborales en el  momento que consideres oportuno, no obstante, siete de cada diez mexicanos se mantienen al margen de la información y desconocen las opciones disponibles para su Administradora de fondos para el Retiro (Afore).

PUBLICIDAD

Según  un estudio realizado por la Asociación Mexicana de Administradoras de Fondos para el Retiro (Amafore), 72% de la población no ha considerado la posibilidad de enfrentar su retiro laboral.

Seis de cada 10 personas desconoce las ventajas que ofrecen las Afores; 9% visualiza que ahorrar facilita un mejor futuro y sólo el 1% reconoce que es para tener una vida digna al dejar de laborar, indicó en un comunicado  la Comisión Nacional para la protección y  Defensa de Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

Hay tres tipos de ahorro clasificados por el tiempo que se guarda el dinero que depositas a través de aportaciones: voluntarias,  de largo plazo y aportaciones complementarias del retiro.

Si eres trabajador independiente, puedes contratar una cuenta personal que se adapte a tus necesidades, puedes solicitar asesoría  la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro (Consar) o a la Asociación Mexicana de Afores (Amafore).

 

¿Cómo me preparo para el retiro?

 

Te presentamos el ABC que la Condusef recomienda para que planifiques tu retiro sin importar tu edad.

 

  • Elije la Afore que te ofrezca la mejor combinación  de rendimientos y comisiones
  • Realiza aportaciones voluntarias para una mejor pensión
  • Revisa tu estado de cuenta y actualiza tus datos, Curp, Rfc y Número de Seguridad Social.
  • Desde el inicio de tu vida laboral, destina una parte de tu presupuesto al ahorro para tu retiro, se constante y asúmelo como un compromiso personal.
  • Planea con base en tu edad, trayectoria laboral y capacidad de ahorro.
  • Identifica tu Siefore (Sociedades de Inversión Especializadas en Fondos de Ahorro para el Retiro), que te otorgan el rendimiento con base en tu edad y la vida laboral que debes completar para tu retiro.

 

Además  puedes cambiarte de Afore dos veces al año, sin embargo,  si registras una Afore que tenga un mayor rendimiento neto, una vez cumplido este movimiento tendrás que permanecer al menos un año en dicha institución financiera.

 

Siguientes artículos

Déficit de presupuesto disminuye en EU
Por

La baja en el déficit  se debe parcialmente a que una mejor economía permitió aumentar la recaudación de impuestos  en a...