Rance Poehler, presidente de Panasonic Solutions Company, tiene la misión de expandir su oferta en México y Latinoamérica con su singular producto.

 

Hace un año Panasonic decidió competir en el mercado de las tecnológicas con un énfasis por la ingeniería y la calidad de sus productos, pero no fue suficiente. Una crisis embistió a la empresa japonesa, que la llevó a perder  10,000 mdd al final de su año fiscal en 2012. Sin embargo,  hubo un hombre que no perdió la sonrisa frente a la situación: Rance Poehler mantuvo la rentabilidad de Panasonic Computer  Solutions Company.

El secreto de la filial de Panasonic que dirigía Poehler en Estados Unidos (EU) consistió en apostar al desarrollo de las populares tablets y computadoras portátiles con una  innovación: que fueran casi indestructibles.

Así fue como la empresa sacó varios activos del negocio y lo transfirió a una nueva filial, que transformaría la anterior en Panasonic Solutions Company.

“No hay competidores como Panasonic y las tablets de uso rudo… cada una de ellas tiene una etiqueta de nuestra empresa, y no tenemos competencia en este espacio”, asegura en entrevista con Forbes México Rance Poehler, presidente de Panasonic Solutions Company.

Hoy, la filial que capitanea el ingeniero en sistemas computacionales le vende sus productos a la milicia estadounidense, así como a las fuerzas policiales estatales y locales en la Unión Americana.

Para el mercado de México y Latinoamérica, tiene una nueva misión: expandir la oferta de la empresa a través de nuevas soluciones que sus productos puedan cumplir al interior de las compañías, así como del sector gubernamental.

 

El rudo del negocio

Rance Pohler no es un novato en el negocio de la tecnología. Desde hace 30 años, se encuentra presente en el mercado, no sólo con negocios propios, sino también a través de su trabajo en Toshiba, el trabajo que le antecedió al de Panasonic hace 10 años.

“Amo los negocios, pero la ingeniera es lo que estudié”, dice con una sonrisa el presidente de Panasonic Solutions Company.

Poehler no pierde de vista la historia de la compañía que ahora preside y los orígenes en Japón, en donde hace casi 40 se comenzó con los primeros desarrollos de productos móviles, que más tarde le permitirían a Panasonic crecer en su globalización, en donde Latinoamérica no podía quedar de lado.

Desde hace 4 años, la empresa de origen japonés decidió ingresar con su oferta a México, en donde la red de distribuidores ha permitido que se consolide como el mercado más grande en Latinoamérica.

El país representa para la filial de Panasonic el 50% del mercado latinoamericano, una participación que se mantiene en ascenso, como también resulta en el caso de Brasil, aunque con una menor participación.

La venta de tablets y computadoras portátiles de la línea Toughpad son la bandera con la que navegan en medio de un competencia entre Apple y Samsung, que intentan llegar a todo tipo de público, pero no al que ve la japonesa: el gobierno y las grandes empresas.

“Nuestros consumidores demandan un dispositivo que sobreviva al pasar del tiempo, con alta seguridad  y que nosotros le proveamos servicio y soporte que una empresa esperaría”, argumenta Poehler.

En este sentido, refiere que en el pasado tuvieron que competir con pequeñas compañías, pero que no impidieron que la empresa que preside alcanzara con sus productos el 50% del mercado en EU en su categoría, aunque también hay empresas como Casio y Motorola que han lanzado sus propios dispositivos para ganar terreno en este nicho de negocio.

 

Expansión fuerte

Pero el directivo ve posibilidades de crecer aún más sus ventas en México y la región, ya que, considera, su modelo de negocio para llegar al consumidor vertical, que se encuentra integrado por el gobierno, se adapta bien.

“Nos estamos expandiendo, nuestro portafolio de productos se está expandiendo, así que creo que nuestro equipo aquí está haciendo un buen trabajo en crear nuevos productos y tenemos la tecnología para hacer más dispositivos”, dice con seguridad Rance.

Pero los canales no son los convencionales, para el negocio de Panasonic Solution Company lo importante es continuar trabajando con los socios que integran su canal de distribución y acercarse cara a cara con sus consumidores finales.

“Creo que México es un mercado extremadamente importante. Panasonic ha estado aquí por muchos años, y trabajar con el equipo en el país, y con el nuestro es para expandir el negocio”, dice convencido Poehler.

A pesar de que Panasonic manufactura algunos de sus productos en el país, por el momento, descarta que México se encuentre de sus planes para fabricar los equipos de su línea de uso rudo.

 

‘Deberíamos innovar y liderar’

Para el ejecutivo de Panasonic no hay una anécdota que en particular que pueda describir la etapa que vive en Panasonic, ya que reconoce hay muchas historias que derivan de su obsesión por conversar con los consumidores, tal vez una de las aficiones que describen su éxito en los negocios.

“Somos una empresa de casi un siglo de edad, y su creencia era que para que una empresa pudiera crecer se le debe de dar voz al consumidor. Así que puedo decir eso sobre mí, que sigo la filosofía de la compañía”, dice.

Y la tecnología que propone Rance Pohler podría trascender para dotar de rudeza a nuevos productos y convertirlos en casi indestructibles, como es el caso de los celulares: “Estamos muy interesados en esa categoría, porque, sabes, nuestros consumidores usan toda forma de comunicación”.

“Somos una compañía de tecnología, así que deberíamos innovar y liderar, porque nosotros escuchamos a nuestros consumidores a gran detalle, así que nosotros seguiremos innovando. Ése es mi punto”, dice Rance Pohler.

 

Siguientes artículos

La vida, un regalo enigmático
Por

Un seguro de vida debería asumirse mentalmente de la misma manera como pagamos los servicios de agua, gas, etc. Se trata...