La farmacéutica alemana Boehringer Ingelheim se convirtió en número uno dentro del negocio de salud animal en México tras la compra del negocio Merial, de Sanofi, lo cual fue aprobado por el Pleno de la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) el 6 de noviembre.

Antes de la transacción, la empresa alemana estaba posicionada en el lugar número cinco dentro del negocio veterinario nacional, mientras Merial estaba en el cuarto sitio. Con la operación, Boehringer se convierte en líder del mercado, con una penetración del 22% en el país, explicó Miguel Salazar, presidente y director general de la compañía en México y Centroamérica. En el mundo, la empresa se convirtió en el segundo actor más importante.

“La suma de ambas empresas nos convierten en la compañía número uno (…)”, dijo Salazar, en entrevista con Forbes México.

Con la operación, la farmacéutica superará a firmas como Bayer y Elanco, de Eli Lilly, en México, agregó Christophe Magaud, quien está al frente de la División Veterinaria.

PUBLICIDAD

El pasado junio de 2016, Sanofi y Boehringer Ingelheim acordaron intercambiar el negocio de salud animal del primer grupo farmacéutico y el de autocuidado de la salud de esta segunda empresa.

El negocio de autocuidado de la salud de Boehringer Ingelheim, con un valor de 6,700 millones de euros (mde), fue transferido a Sanofi; mientras que Sanofi Merial, con un valor de 11, 400 mde, se otorgó a la firma alemana.

Te recomendamos: Farmacéuticas Sanofi y Boehringer intercambian negocios de salud

“La transacción incluye un pago en efectivo a Sanofi de 4,700 mde para reflejar la diferencia en el valor de los dos negocios. Sanofi tiene la intención de usar una parte de ese neto procedente de la transacción para recomprar acciones. Se estima que la transacción global sea neutra en términos de beneficios por acción en 2017 y que crezca gradualmente en los siguientes años”, informaron ambas empresas en ese entonces.

Actualmente, el negocio veterinario contribuirá con el 30% del total de los ingresos de Boehringer, mientras que antes de la operación era menor al 15%. El restante 70% de las ventas es de salud humana.

 

¿Qué sigue tras la compra?

La compañía alemana optó por dividir en cuatro su negocio: animales de compañía, agrícola, cerdos, y rumiantes y equinos, lo cual generará sinergias dentro del portafolio de productos.

“El mejor ejemplo es en ganadería, donde Merial está muy fuerte en parasitarios, mientras que Boehringer tiene una línea de vacunas, lo que se complementa perfecto con el portafolio. En la parte agrícola, con los productos que se hacen en Guadalajara, México, se agrega toda una línea de vacunas inactivadas de Merial, que se importa y es con otra tecnología, así que ofreceremos soluciones más completas”, comentó Magaud.

De igual manera, la compañía ampliará su servicio técnico y comercial con la experiencia que tienen ambas empresas.

Te puede interesar: Jabones, un negocio en auge para Unilever

 

Siguientes artículos

dron-arma-inteligencia artificial
Drones: Soluciones de alto vuelo en República Dominicana
Por

En la industria de la fabricación de drones, entre los líderes internacionales se encuentra, desde hace más de 10 años,...