Apoyar causas sociales se ha convertido en una ecuación Ganar-Ganar para organismos filantrópicos y compañías privadas.

 

 

Según datos del INEGI, hoy en día somos aproximadamente 112.33 millones de  mexicanos. Pero de acuerdo con el Banco Mundial, tan sólo el 10% de dicha población tiene acceso al 41.7% de los recursos que genera el país anualmente.

PUBLICIDAD

Esta penosa realidad se traduce en un enorme reto al que todos los miembros de la sociedad mexicana debemos enfrentarnos: emprender acciones que hagan posible un reparto de la riqueza más equitativo. En Institución Casa de la Amistad los esfuerzos se concentran en contrarrestar esta situación.

Desde hace algunos años surge como respuesta al creciente problema de la desigualdad económica el Marketing Social.

A través de éste, las empresas se involucran con  instituciones de la sociedad civil con el fin de, en conjunto, tener un impacto positivo en este esfuerzo por llevar recursos a quienes menos tienen. Por medio de esta relación ‘ganar- ganar’ las compañías se suman al esfuerzo de canalizar parte de los recursos que generan con la compra de bienes o servicios en apoyar causas altruistas.

En el caso específico de Institución Casa de la Amistad, el apoyo se concentra en los tratamientos oncológicos de los pacientes. Empresas como Danone, en el sector de bienes de consumo, y Banorte, en el sector de servicios financieros, han colaborado por medio de campañas con las que hemos logrado asistir a más de 650 niños y jóvenes de manera integral.

Indiscutiblemente, cuando el prestigio de las empresas se pone al servicio de una causa, y se une a  una institución filantrópica, éste tiene como resultado la multiplicación exponencial del mensaje de ayuda. De igual manera, el involucramiento de la empresa le brinda a ésta un posicionamiento positivo ante la sociedad, y provoca una réplica de la contribución a la causa por parte de la población en general. La institución en cuestión, es además beneficiada al ser igualmente más conocida y laureada por su contribución e impacto social.

Las mencionadas “alianzas  con causa” son, definitivamente, una fórmula virtuosa para generar una sinergia en favor de los que menos tienen, provocando a la vez un impacto favorable en el prestigio de quien otorga este apoyo.

 

Contacto:

Facebook:  Casa de la Amistad para Niños con Cáncer, I.A.P.

Twitter: [email protected]

Página web: http://www.casadelaamistad.org.mx/

 

 

Siguientes artículos

Reforma energética debe incluir concesiones, insiste IP
Por

La inclusión de las figuras de concesión y producción compartida serán impulsadas por la Iniciativa Privada en el proces...