Emilio Lozoya, detenido el miércoles bajo cargos de corrupción, y quien es reclamado en extradición por México, ingresó hoy a una cárcel que, por su nivel de hacinamiento y violencia, es una de las más conflictivas de España.

El exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex) llegó al penal “en torno a las siete de la tarde (hora española, doce del día en México)”, de acuerdo con medios.

Lozoya fue detenido ayer en la lujosa urbanización de La Zagaleta, en Málaga, en el sur de España, y pasó la noche en los calabozos de la comisaría provincial, hasta que hoy por la mañana fue trasladado a las dependencias judiciales de la vecina Marbella.

De esa forma, el exfuncionario pasará de dormir en el fraccionamiento más caro de España y uno de los vecindarios más exclusivos de Europa, a una de las cárceles con más porcentaje de hacinamiento en el continente.

derivados aquellos reos que se distinguen por su buen comportamiento y el cumplimiento de las tareas de reinserción que se les encomiendan.

Te recomendamos: Qué sigue en el caso Emilio Lozoya y su extradición desde España

 

Siguientes artículos

Violencia de genero
Eliminar feminicidio, retroceso inadmisible: CNDH
Por

La iniciativa significaría cancelar la exigencia de investigaciones serias e imparciales y no garantizaría una respuesta...