¿De qué depende que a partir de 2016 estén puestas las bases para que la economía mexicana tenga un crecimiento superior a 5% y se generen un millón de empleos anuales?

 

 

PIB

PUBLICIDAD

Los datos conocidos indican que el Producto Interno Bruto en el segundo trimestre tuvo un crecimiento del 1.6% con respecto al mismo periodo del año anterior, y que el crecimiento del segundo trimestre comparado con el primero fue del 1.05% en el trimestre. Pero ¡ojo!, para hacer comparables las cifras se tienen que anualizar, es decir, ese crecimiento de 1.05% es sólo por los meses de abril, mayo y junio; por lo tanto, el ritmo de crecimiento a tasa anual fue del 4.2%.

Este número seguramente provocará que los analistas de la economía mexicana ya no hagan ajustes a la baja en sus pronósticos, pero lo más importante es que la meta que tiene el gobierno federal, de crecer al 2.7% durante este año, sí se puede lograr.

 

Crecimiento

La mayor parte de los análisis conocidos coinciden en que finalmente en el 2015 sí vamos a crecer entre el 3.5% y el 4%. Lo único que se requiere es que la economía de Estados Unidos se siga fortaleciendo, hecho que parece ser muy probable a la luz de los indicadores que se están dando a conocer últimamente sobre la situación de nuestro vecino; también habría que apuntar que los conflictos geopolíticos más importantes en el planeta (Siria e Irak vs los terroristas islamistas, el conflicto árabe-israelí, así como lo que acontece con Rusia y Ucrania) no se desborden de los niveles actuales, ya que si crecen en forma desmedida podrían dar al traste con el crecimiento, no sólo de EU, sino del mundo entero.

 

Impacto en la economía

Por lo pronto, con esta perspectiva favorable para el resto de este año y el entrante, debemos de esperar que en el 2016 se empiece a sentir el impacto en la economía de las reformas recientemente aprobadas. Aun cuando hay muchos escépticos, en CIEstrategias por Somoza Musi pensamos que estas reformas tienen la capacidad de ser un parteaguas en la economía mexicana, ya que alentarán la inversión privada tanto nacional como extranjera, y serán un catalizador positivo para la creación de empleos.

 

2016

A partir del 2016 estarán puestas las bases para crecer por arriba del 5% y generar un millón de empleos anuales. Si lo logramos empezaremos a ver disminuir los índices de pobreza con los que vivimos actualmente. Por supuesto se tiene que hacer mucho todavía, pero nosotros somos optimistas.

 

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Página web: CIEstrategias por Somoza Musi

Twitter: @CISomozaMusi

 

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Burger King compra a Tim Hortons
Por

La operación se calcula en unos 11,000 millones de dólares, para crear la tercera cadena de comida rápida del mundo con...